domingo, 29 de mayo de 2016

estudio de atalaya.-“Sean imitadores de los que mediante fe y paciencia heredan las promesas” (HEB. 6:12).

Jefté visita a su hija, y la encuentra trabajando en el tabernáculo
Jehová aprueba a quienes tienen fe en él
"Sean imitadores de los que mediante fe y paciencia heredan las promesas" (HEB. 6:12).

CANCIONES 86 Y 54

¿CÓMO RESPONDERÍA?
¿Cómo puede ayudarnos a resistir la influencia del mundo el ejemplo de Jefté y su hija?
¿Qué principios bíblicos podrían ayudarnos cuando tengamos problemas con otros hermanos?
¿Cómo lo ha animado este artículo a hacer sacrificios por el Reino?
1, 2. ¿A qué reto se enfrentan Jefté y su hija?
LA ESPERA de la joven ha terminado: por fin su padre regresa de la batalla, sano y salvo, y ella sale corriendo a recibirlo. Está muy contenta porque han vencido al enemigo. Pero en vez de unirse a los cantos y danzas de su hija, él rasga sus vestiduras manchadas por la batalla y, con el corazón roto, exclama: "¡Ay, hija mía!". Entonces le dice algo que cambiará la vida de la joven para siempre, que acabará con sus sueños de tener una vida como la de cualquier otra mujer. ¿Cómo responde ella? Sin dudarlo, anima a su padre a cumplir la promesa que le hizo a Jehová. ¡Cuánta fe demuestra su respuesta! Está segura de que obedecer a Dios siempre será lo mejor, sin importar lo que él le pida (Juec. 11:34-37). Su padre se siente muy orgulloso. Sabe que a Jehová le alegra que ella quiera apoyar su decisión.

2 La hija de Jefté teme a Dios. Ambos confían en él y en su manera de hacer las cosas, aunque a veces no sea fácil. Están seguros de que cualquier sacrificio vale la pena con tal de complacerlo.

3. ¿Qué nos enseña el ejemplo de Jefté y su hija?
3 Nosotros sabemos que tener fe en Jehová no siempre es fácil. De hecho, tenemos que luchar intensamente para mantenerla (Jud. 3). Algo que nos ayudará a lograrlo será examinar los desafíos a los que se enfrentaron Jefté y su hija y ver cómo los vencieron. ¿Qué hicieron para no perder la fe en Jehová?

MANTENGAMOS LA FE A PESAR DEL MUNDO QUE NOS RODEA
4, 5. a) ¿Qué debían hacer los israelitas cuando entraran en la Tierra Prometida? b) Según el Salmo 106, ¿qué les pasó a los israelitas por ser desobedientes?
4 Jefté y su hija podían ver todos los días las terribles consecuencias de perder la fe. Unos trescientos años antes, Dios había mandado a los israelitas que eliminaran a todos los paganos que vivían en la Tierra Prometida (Deut. 7:1-4). Pero no lo obedecieron, y muchos terminaron igual que los cananeos: adorando dioses falsos y participando en prácticas inmorales y degeneradas (lea Salmo 106:34-39).

5 Su desobediencia les costó la aprobación de Dios, quien ya no los protegería de sus enemigos (Juec. 2:1-3, 11-15; Sal. 106:40-43). Debió ser una época muy difícil para las familias que amaban a Dios y querían mantenerse leales. A pesar de todo, hubo algunas que no perdieron la fe. Además de Jefté y su hija, recordemos a Elqaná, Ana y Samuel, quienes estaban decididos a obtener la aprobación de Dios (1 Sam. 1:20-28; 2:26).

6. a) ¿Qué cosas promueve el mundo de hoy? b) ¿Qué debemos esforzarnos por hacer?
6 Las personas de hoy piensan y actúan de manera similar a los cananeos: promueven el sexo, la violencia y el materialismo. Jehová desea protegernos y nos da claras advertencias, como hizo con los israelitas. ¿Aprenderemos de los errores que cometieron? (1 Cor. 10:6-11). Debemos esforzarnos al máximo para arrancar de nuestra mente cualquier forma de pensar que se parezca a la de los cananeos (Rom. 12:2). ¿Lo estamos haciendo?

MANTENGAMOS LA FE A PESAR DE LAS DECEPCIONES
7. a) ¿Cómo trataron a Jefté sus propios hermanos y los ancianos de Israel? b) ¿Cómo actuó Jefté?
7 Por ser desobedientes, los israelitas fueron oprimidos por los ammonitas y los filisteos en los días de Jefté (Juec. 10:7, 8). Las naciones enemigas no fueron el único problema de Jefté. También le causaron dificultades sus hermanos y los ancianos de Israel. Como sus medio hermanos lo odiaban tanto y sentían tantos celos, lo expulsaron de la tierra que legalmente le pertenecía por ser el mayor (Juec. 11:1-3). Pero Jefté no dejó que ese trato cruel lo afectara; actuó como un hombre espiritual. Cuando los ancianos de la nación le rogaron que los ayudara, él no les dio la espalda (Juec. 11:4-11). ¿Por qué actuó así?

8, 9. a) ¿Qué principios de la Ley de Moisés ayudaron a Jefté? b) ¿Qué era lo más importante para Jefté?
8 Jefté era más que un gran guerrero. Conocía muy bien la Ley de Moisés y la historia de Israel. Dicha historia lo ayudó a entender claramente lo que estaba bien y lo que estaba mal desde el punto de vista de Jehová (Juec. 11:12-27). Jefté dejó que los principios de la Ley guiaran su forma de pensar y sentir. Sabía que Jehová odia el rencor, que desea que todos sus siervos se amen. Además, la Ley le enseñó que no estaba bien ignorar a quien necesitara ayuda, aun si fuera alguien que lo odiara (lea Éxodo 23:5 y Levítico 19:17, 18).

9 Es posible que el ejemplo de otros hombres de fe también lo ayudara. Uno fue José, que fue bueno con sus hermanos aunque lo odiaban (Gén. 37:4; 45:4, 5). Pensar en ese y otros ejemplos quizás ayudó a Jefté a comportarse de una manera que agradara a Jehová. Es cierto que le dolió muchísimo que sus hermanos lo trataran mal, pero nada iba a impedir que apoyara a Jehová y a su pueblo (Juec. 11:9). Para él, defender el nombre de Dios era lo más importante, más que cualquier otra cosa. Su determinación de no perder la fe lo benefició a él y a los israelitas (Heb. 11:32, 33).

10. ¿Cómo nos ayudan las normas de Jehová a actuar como cristianos?
10 Puede que en ocasiones haya hermanos que nos traten mal o nos decepcionen. ¿Qué haremos? Si el ejemplo de Jefté nos ha llegado al corazón, no permitiremos que problemas como esos nos impidan servir a Jehová. Tampoco perderemos el deseo de ir a las reuniones o de estar con los hermanos. Al igual que Jefté, las normas de Jehová nos pueden ayudar a superar situaciones difíciles y a ser un buen ejemplo para los demás (Rom. 12:20, 21; Col. 3:13).

LOS SACRIFICIOS QUE HACEMOS MUESTRAN CÓMO ESTÁ NUESTRA FE
11, 12. a) ¿Qué promesa hizo Jefté? b) ¿Qué tendría que hacer para cumplir esa promesa?
11 Jefté sabía que necesitaba la ayuda de Jehová para liberar a Israel de los ammonitas. Le prometió que, si le daba la victoria, entregaría "como ofrenda quemada" a la primera persona que saliera a recibirlo al volver de la batalla (Juec. 11:30, 31). ¿Qué tendría que hacer para cumplir esa promesa?

12 Jehová odia los sacrificios humanos, así que está claro que Jefté no tenía la intención de sacrificar literalmente a nadie (Deut. 18:9, 10). Según la Ley de Moisés, la ofrenda quemada se entregaba por completo a Jehová. Por lo tanto, Jefté estaba prometiendo que ofrecería a una persona para que se dedicara exclusivamente a servir a Jehová en el tabernáculo toda la vida. Dios estuvo de acuerdo y lo bendijo con una victoria aplastante sobre el enemigo (Juec. 11:32, 33). ¿A quién entregaría Jefté como "ofrenda quemada"?

13, 14. ¿Qué nos enseña Jueces 11:35 sobre la fe de Jefté?
13 ¿Recuerda la escena que se describe al principio del artículo? Cuando Jefté regresa de la batalla, la primera persona que sale a recibirlo es su única hija, a la que tanto quiere. ¿Cumplirá su promesa? ¿La entregará para que pase el resto de su vida sirviendo en el tabernáculo?

14 Una vez más, los principios de la Ley de Dios seguramente lo ayudaron a tomar la decisión correcta. Tal vez recordó las palabras de Éxodo 23:19, que decían que el pueblo de Dios debía estar dispuesto a dar lo mejor a Jehová. La Ley también mandaba cumplir los votos o promesas: "En caso de que un hombre haga un voto a Jehová [...], no debe violar su palabra. Conforme a todo lo que haya salido de su boca debe hacer" (Núm. 30:2). Igual que Ana, quien probablemente vivió en la misma época, Jefté tenía que cumplir su palabra, aunque sabía lo que eso significaría para él y para su hija. Él no tenía más hijos: ella era su única esperanza de que alguien heredara su nombre y sus posesiones (Juec. 11:34). A pesar de todo, Jefté dijo: "He abierto mi boca a Jehová, y no puedo volverme atrás" (Juec. 11:35). Demostró tener fe aunque tuvo que pagar un precio muy alto, y Jehová lo bendijo por ello. ¿Habría tomado usted la misma decisión?

15. a) ¿Qué promesa hicimos cuando nos dedicamos a Jehová? b) ¿Cómo podemos demostrar que tenemos fe?
15 Cuando dedicamos nuestra vida a Jehová, le hicimos un voto. Le prometimos que, sin importar lo que pasara, siempre haríamos su voluntad. Y sabíamos que eso supondría hacer sacrificios. Ahora bien, nuestro deseo de obedecer a Jehová se pone a prueba especialmente cuando se nos pide hacer algo que no nos gusta. Pero si hacemos sacrificios y servimos a Dios aunque no sea fácil, demostraremos que tenemos fe. Las bendiciones siempre serán mucho mayores que cualquier sacrificio que hagamos, por muy doloroso que sea (Mal. 3:10). Ahora volvamos a la historia de Jefté. ¿Qué pasó con su hija?

Un matrimonio mayor se despide de su familia, asiste a una de las escuelas teocráticas y se comunica con su familia
¿Cómo demostramos que tenemos una fe como la de Jefté y su hija? (Vea los párrafos 16 y 17).
16. ¿Cómo reaccionó la hija de Jefté al conocer la promesa de su padre? (Vea el dibujo del principio).
16 Seguramente no fue fácil para la hija de Jefté aceptar las consecuencias del voto de su padre. Ese voto no era como el de Ana, que dedicó a su hijo Samuel para que fuera nazareo y sirviera en el tabernáculo (1 Sam. 1:11). Los nazareos podían casarse y tener hijos, pero la hija de Jefté sería una "ofrenda quemada": se entregaría por completo a Dios y no podría formar una familia (Juec. 11:37-40). Como era la hija del líder de Israel que había conseguido la victoria, podría haberse casado con el mejor hombre del lugar. En vez de eso, iba a ser una humilde sierva que trabajaría en el tabernáculo. ¿Cómo reaccionó la joven? Demostró que servir a Jehová era lo más importante en su vida cuando dijo: "Padre mío, si has abierto tu boca a Jehová, haz conmigo conforme a lo que ha salido de tu boca" (Juec. 11:36). Sacrificó sus sueños de tener esposo e hijos con tal de servir a Dios. ¿Cómo podemos imitarla?

17. a) ¿Qué podemos hacer para imitar la fe de Jefté y su hija? b) ¿Por qué lo animan a usted las palabras de Hebreos 6:10-12?
17 Miles de jóvenes cristianos, hombres y mujeres, están dispuestos a sacrificar su deseo de casarse o tener hijos, al menos por ahora. Lo hacen porque desean entregarse al servicio a Jehová. También hay hermanos de más edad que tal vez sacrifican el tiempo que podrían pasar con sus hijos y nietos con tal de trabajar en la construcción de los edificios que usamos para servir a Dios. O quizás lo hagan para asistir a la Escuela para Evangelizadores del Reino y servir en algún lugar donde se necesiten más publicadores. Y otros dejan a un lado sus asuntos personales para participar en las campañas en la temporada de la Conmemoración. A Dios le alegra mucho que le sirvamos de todo corazón. Nunca olvidará a quienes lo aman ni todo lo que han hecho por él (lea Hebreos 6:10-12). ¿Qué hay de usted? ¿Ha pensado en algún sacrificio que pueda hacer para servir más a Jehová?

¿QUÉ HEMOS APRENDIDO?
18, 19. a) ¿Qué hemos aprendido de Jefté y su hija? b) ¿Cómo podemos imitarlos?
18 Jefté se enfrentó a muchas dificultades a lo largo de su vida, pero siempre tomó en cuenta el punto de vista de Jehová al tomar decisiones. No dejó que la maldad que lo rodeaba influyera en él. No perdió la fe aunque lo decepcionaron las cosas que hicieron los demás. Los sacrificios de Jefté y su hija no fueron en vano, pues Jehová los bendijo y los utilizó para promover la adoración verdadera. En una época en la que muchos rechazaron las leyes de Dios, ellos las obedecieron fielmente.

19 La Biblia dice que tenemos que imitar a "los que mediante fe y paciencia heredan las promesas" (Heb. 6:12). Imitemos a Jefté y a su hija. Demostremos por nuestra manera de vivir que creemos en esta verdad fundamental: Jehová aprueba a quienes tienen fe en él.

La hierba verde se ha secado,la flor se ha marchitado,pero en cuanto a la
palabra de nuestro Dios JEHOVÁ,Durara hasta tiempo indefinido. ISAIAS 40;8
http://burgara-despertadatalaya.blogspot.com
http://groups.yahoo.com/group/gb_mp
burgara@itelcel.com

NUESTRA VIDA CRISTIANA.-30 de mayo a 5 de junio

30 de mayo a 5 de junio
SALMOS 26-33
Canción 23 y oración
Palabras de introducción (3 mins. o menos)
TESOROS DE LA BIBLIA
"Pidámosle valor a Jehová" (10 mins.):
Sl 27:1-3. Pensar que Jehová es nuestra luz nos da valor (w12 15/7 págs. 22, 23 párrs. 3-6).
Sl 27:4. Sentir aprecio por la adoración verdadera nos da fuerzas (w12 15/7 pág. 24 párr. 7).
Sl 27:10. Jehová está dispuesto a apoyar a sus leales cuando otros los abandonan (w12 15/7 pág. 24 párrs. 9, 10).
Busquemos perlas escondidas (8 mins.):
Sl 26:6. ¿De qué modo marchamos simbólicamente alrededor del altar de Jehová como hizo David? (w06 15/5 pág. 19 párr. 11).
Sl 32:8. ¿Cuál es uno de los beneficios de recibir la perspicacia que da Jehová? (w09 1/6 pág. 5 párr. 3).
¿Qué me enseña sobre Jehová la lectura bíblica de esta semana?
¿Qué ideas de la lectura bíblica de esta semana pueden servirme en la predicación?
Lectura de la Biblia (4 mins. o menos): Sl 32:1-33:8
SEAMOS MEJORES MAESTROS
Primera conversación (2 mins. o menos): kt. Lea un texto bíblico usando su teléfono o tableta.
Revisita (4 mins. o menos): Demuestre cómo ofrecer un curso bíblico a alguien a quien le lleva mensualmente las revistas enseñándole el video ¿Cómo son nuestros cursos bíblicos? desde JW Library.
Curso bíblico (6 mins. o menos): jl lección 9. De manera breve, enséñele al estudiante cómo puede usar JW Library para prepararse las reuniones.
NUESTRA VIDA CRISTIANA
Canción 130
Necesidades de la congregación (15 mins.): Como alternativa, analice con el auditorio las lecciones que podemos sacar del Anuario (yb16 págs. 112, 113; 135, 136).
Estudio bíblico de la congregación (30 mins.): ia cap. 16 párrs. 16-29, el recuadro "Una profecía cumplida" y las preguntas de repaso del capítulo.
Repaso de esta reunión y adelanto de la próxima (3 mins.)
Canción 16 y oración
La hierba verde se ha secado,la flor se ha marchitado,pero en cuanto a la
palabra de nuestro Dios JEHOVÁ,Durara hasta tiempo indefinido. ISAIAS 40;8
http://burgara-despertadatalaya.blogspot.com
http://groups.yahoo.com/group/gb_mp
burgara@itelcel.com

texto diario del lunes y martes 30 y 31 de mayo

Lunes 30 de mayo
Mantengan en ustedes esta actitud mental que también hubo en Cristo (Filip. 2:5).
¿Qué actitud tenía Cristo? Era humilde, y esa humildad lo movía a dar lo mejor de sí mismo a Jehová. Siempre estaba pensando en hablarles a otros de las buenas nuevas del Reino (Mar. 1:38; 13:10). Además, consideraba que las Santas Escrituras eran la principal autoridad (Juan 7:16; 8:28). Las estudió cuidadosamente, y por eso pudo citar de ellas, defenderlas y explicarlas. Si queremos parecernos más a él, tenemos que estudiar la Biblia y predicar con humildad y entusiasmo. Aunque tiene un puesto tan importante en el cielo, Jesús se somete humildemente a su Padre. Eso mismo tenemos que hacer nosotros (1 Cor. 15:28; Filip. 2:9-11). Por lo tanto, apoyemos de lleno la obra de Jehová haciendo "discípulos de gente de todas las naciones" (Mat. 28:19). Asimismo, "obremos lo que es bueno" por la gente en general y por nuestros hermanos (Gál. 6:10). w14 15/10 4:17, 18

Martes 31 de mayo
Háganse bondadosos unos con otros, tiernamente compasivos (Efes. 4:32).
Algo importantísimo para que el matrimonio sea fuerte es hablarse con cariño. Por desgracia, algunos se dirigen con más respeto a completos extraños que a su propia pareja. ¡Y hay quienes hasta tratan mejor a sus mascotas! Si se hablan con "amargura maliciosa y cólera e ira y gritería y habla injuriosa", solo consiguen debilitar las defensas espirituales de su matrimonio (Efes. 4:31). En vez de minar su relación con constantes críticas o comentarios sarcásticos, las parejas deben reforzarla hablándose con cariño y ternura, y sin herir sus sentimientos. Los matrimonios no resolverán sus problemas gritando o negándose la palabra. Por otro lado, si impiden que los desacuerdos se vuelvan frecuentes o que acaben en discusiones interminables, lograrán fortalecer su relación. Por eso, incluso en momentos difíciles, usemos palabras amables y un tono agradable (Col. 4:6). w15 15/1 4:13-

La hierba verde se ha secado,la flor se ha marchitado,pero en cuanto a la
palabra de nuestro Dios JEHOVÁ,Durara hasta tiempo indefinido. ISAIAS 40;8
http://burgara-despertadatalaya.blogspot.com
http://groups.yahoo.com/group/gb_mp
burgara@itelcel.com

domingo, 22 de mayo de 2016

Jehová guía a su pueblo por el camino que lleva a la vida “Este es el camino. Anden en él” (IS

Jehová guía a su pueblo por el camino que lleva a la vida
"Este es el camino. Anden en él" (IS. 30:21).

CANCIONES 65 Y 48

¿CUÁL ES SU RESPUESTA?
¿Cómo guio Jehová a sus siervos en los días de Noé y en los de Moisés?
¿Qué nuevas instrucciones les dio Jehová a los cristianos?
¿Cómo podemos demostrar que aceptamos la guía que Dios nos da?
1, 2. a) ¿Qué advertencia ha salvado muchas vidas? (Vea la ilustración del principio). b) ¿Qué valiosa guía están recibiendo los siervos de Dios?
"PARE, VEA, ESCUCHE". Estas tres palabras han evitado muchas muertes. Hace más de cien años, se colocaron letreros con esas palabras en los cruces de tren de todo Estados Unidos. Su propósito era evitar que los conductores cruzaran en el momento equivocado y sufrieran un accidente. Está claro que prestar atención a aquellos letreros podía salvarle la vida a uno.

2 Jehová está haciendo algo mejor que poner letreros en el camino. Él mismo se ha puesto de pie delante de sus siervos, por decirlo así, y les está señalando el camino que los mantiene protegidos y los lleva a la vida eterna. Además, es un pastor cariñoso que guía a sus ovejas y las previene para que no tomen ninguna ruta peligrosa (lea Isaías 30:20, 21).

JEHOVÁ HA GUIADO A SU PUEBLO DESDE SIEMPRE
3. ¿Por qué muere el ser humano?
3 A lo largo de la historia, Jehová ha dado instrucciones y guía específicas. Por ejemplo, en el jardín de Edén dio instrucciones claras para guiar a la humanidad por el camino que lleva a la felicidad y la vida eterna (Gén. 2:15-17). Pero Adán y Eva no siguieron su guía, y las consecuencias fueron terribles: tuvieron que vivir una vida llena de sufrimientos y murieron sin ninguna esperanza. Eva siguió un consejo que creyó que venía de una serpiente, y Adán escuchó a su esposa, aunque no era más que un ser humano como él. Como los dos rechazaron la guía que su Padre les había dado con tanto cariño, ellos y todos sus descendientes acabaron condenados a muerte.

4. a) ¿Por qué se necesitaban nuevas instrucciones después del Diluvio? b) ¿Qué nos ayudan a entender estas instrucciones?
4 En los días de Noé, Jehová dio instrucciones que ayudaron a salvar muchas vidas. Después del Diluvio, Jehová dio nuevas instrucciones, pues las circunstancias iban a cambiar. Ahora iba a permitir que el hombre comiera la carne de los animales, pero le prohibió que consumiera su sangre, porque la sangre representa la vida (Gén. 9:1-4). Estas instrucciones nos ayudan a entender lo que Dios piensa sobre la vida. La vida le pertenece, pues él nos la ha dado y es nuestro Creador. Él tiene el derecho absoluto de hacer reglas para gobernar la vida. Por ejemplo, prohibió el asesinato, pues para él la vida y la sangre son sagradas. Dios castigará a cualquiera que viole sus normas sobre la sangre o la vida (Gén. 9:5, 6).

5. a) ¿Qué estudiaremos ahora? b) ¿A qué nos ayudará este estudio?
5 Ahora estudiaremos otros momentos de la historia en los que Dios ha dado instrucciones y guía a su pueblo; así veremos con más claridad la importancia de seguir la guía que nos está dando hoy para llevarnos al nuevo mundo.

NUEVAS INSTRUCCIONES PARA UNA NUEVA NACIÓN
6. a) ¿Por qué tenían que obedecer los israelitas la Ley que Jehová le dio a Moisés? b) ¿Qué debían hacer para que Dios los bendijera?
6 En los días de Moisés, fue necesario dar instrucciones específicas sobre conducta y religión. ¿Por qué? Porque las circunstancias volvieron a cambiar: por más de doscientos años, los descendientes de Jacob habían vivido en Egipto, un país donde todo el mundo adoraba a ídolos y a los muertos, y tenía creencias y costumbres que ofendían a Dios. Pero Dios los liberó de la esclavitud; por eso se necesitaban nuevas instrucciones. Los israelitas dejarían de ser esclavos gobernados por los egipcios y serían una nación libre, gobernada tan solo por la Ley de Jehová. Según algunas obras de consulta, la palabra hebrea que corresponde a "ley" viene de una palabra que significa "dirigir, guiar o instruir". La Ley de Moisés era como un muro que protegía al pueblo de Dios de la inmoralidad y la religión falsa de las naciones vecinas. Cuando los israelitas escuchaban a Jehová, recibían sus bendiciones, pero cuando no le hacían caso, sufrían graves consecuencias (lea Deuteronomio 28:1, 2, 15).

7. a) ¿Por qué otra razón dio instrucciones Jehová a los israelitas? b) ¿Por qué decimos que la Ley fue un tutor o guía?
7 Había otra razón por la que se necesitaban nuevas instrucciones. La Ley preparó a los israelitas para la llegada del Mesías —Jesucristo—, un acontecimiento esencial para que se cumpliera el propósito de Jehová. También dejó bien claro que los israelitas eran imperfectos y que necesitaban un rescate, un sacrificio perfecto que cubriera por completo sus pecados (Gál. 3:19; Heb. 10:1-10). Además, protegió la línea genealógica del Mesías y ayudó a identificarlo cuando apareció. Así es, la Ley sirvió por un tiempo de "tutor", o guía, que llevaba a Cristo (Gál. 3:23, 24).

8. ¿Por qué debemos dejarnos guiar por los principios que contiene la Ley de Moisés?
8 También a los cristianos nos sirven mucho las instrucciones que Jehová le dio a Israel. ¿Por qué? Porque, aunque no tenemos que cumplir la Ley, podemos "parar y ver" los principios que contiene y usarlos como guía en nuestra vida diaria y al servir a nuestro santo Dios. Él se encargó de que se incluyera la Ley en la Biblia para que aprendiéramos de ella, nos guiáramos por sus principios y valoráramos las normas que nos rigen a los cristianos, las cuales son muy superiores. "Escuche", por ejemplo, estas palabras de Jesús: "Oyeron ustedes que se dijo: 'No debes cometer adulterio'. Pero yo les digo que todo el que sigue mirando a una mujer a fin de tener una pasión por ella ya ha cometido adulterio con ella en su corazón". Como vemos, no solo debemos evitar el adulterio, sino también el deseo de cometer inmoralidad (Mat. 5:27, 28).

9. ¿Por qué fue necesario que Jehová diera más instrucciones?
9 La llegada del Mesías produjo un nuevo cambio de circunstancias, por lo que Jehová dio nuevas instrucciones y más detalles sobre su propósito. En el año 33, rechazó a la nación de Israel y eligió a la congregación cristiana para que fuera su pueblo.

INSTRUCCIONES PARA UNA NUEVA NACIÓN ESPIRITUAL
10. a) ¿Por qué necesitaba nuevas leyes la congregación cristiana? b) ¿Qué diferencia hay entre la Ley de Moisés y la ley del Cristo?
10 En el siglo primero, los siervos de Dios que entraron en la congregación cristiana recibieron instrucciones adicionales sobre conducta y religión, ya que estaban bajo un nuevo pacto. La Ley de Moisés fue entregada a una sola nación: Israel. Pero ahora habría una nueva nación que estaría formada por personas de muchos países y culturas, es decir, el Israel espiritual. Como vemos, "Dios no es parcial, sino que, en toda nación, el que le teme y obra justicia le es acepto" (Hech. 10:34, 35). La Ley de Moisés fue escrita en piedra para gobernar a Israel en la Tierra Prometida. En cambio, "la ley del Cristo" gobierna a los israelitas espirituales dondequiera que vivan y está escrita en sus corazones. Además, está compuesta sobre todo por principios (Gál. 6:2).

11. ¿Qué dos mandatos incluye "la ley del Cristo"?
11 El Israel espiritual recibiría la guía de Dios mediante Jesucristo, lo cual los beneficiaría mucho. Poco antes de que entrara en funciones el nuevo pacto, Jesús dio dos mandatos muy importantes. Uno tenía que ver con la predicación y el otro con la conducta y con la forma en la que debían tratarse los cristianos. Como estos mandatos fueron dirigidos a todos los cristianos, hoy día seguimos obligados a cumplirlos, sea que tengamos la esperanza de vivir en el cielo o en la Tierra.

12. ¿Por qué podemos decir que la predicación era algo nuevo?
12 Veamos el mandato de la predicación. En siglos anteriores, las personas que no eran judías pero querían servir a Jehová tenían que ir a Israel (1 Rey. 8:41-43). Pero el mandato que dio Jesús en Mateo 28:19, 20 (léalo) cambió la situación. Él les dijo a sus discípulos que ahora ellos tendrían que ir a la gente. Durante el Pentecostés del año 33, Jehová dio una muestra de que tenía una nueva estrategia, de que la predicación sería mundial. Su espíritu santo hizo que unos 120 miembros de la congregación cristiana hablaran milagrosamente en diversos idiomas a los judíos y a los que se habían convertido al judaísmo (Hech. 2:4-11). Más tarde se empezó a predicar a los samaritanos y en el año 36, a las personas de otros países que no estaban circuncidadas. Se podría decir que los cristianos pasaron de pescar en un estanque a pescar en el océano.

13, 14. a) ¿Qué debemos hacer para cumplir el "nuevo mandamiento" de Jesús? b) ¿Qué nos enseñó Jesús con su ejemplo?
13 Ahora veamos el segundo mandato de Jesús. Este era un "nuevo mandamiento" sobre cómo debían tratarse los cristianos (lea Juan 13:34, 35). Además de tratarse con amor en la vida diaria, debían estar dispuestos a dar la vida por sus hermanos. Esto era algo que la Ley de Moisés nunca mandó a los judíos (Mat. 22:39; 1 Juan 3:16).

14 Jesús mismo puso el ejemplo: amó tanto a sus discípulos que estuvo dispuesto a sacrificarse por ellos. Eso significaba que tendría que morir; y estaba preparado para hacerlo. Él espera lo mismo de todos sus discípulos, incluidos nosotros. Por eso, tal vez sea necesario que suframos y hasta muramos por nuestros hermanos en la fe (1 Tes. 2:8).

INSTRUCCIONES PARA EL PRESENTE Y EL FUTURO
15, 16. a) ¿Cómo está guiando Dios a su pueblo hoy día? b) ¿Cuáles son las circunstancias actuales?
15 Jesús ha alimentado a sus discípulos al tiempo debido, especialmente desde que nombró al "esclavo fiel y discreto" (Mat. 24:45-47). Entre otras cosas, les ha dado importantes instrucciones que han ido cambiando de acuerdo con las circunstancias. ¿Y cuáles son las circunstancias actuales?

16 Estamos viviendo en la época que la Biblia llama "los últimos días", y muy pronto llegará la mayor tribulación de la historia (2 Tim. 3:1; Mar. 13:19). Además, Satanás y sus demonios han sido echados del cielo y están causando muchos sufrimientos en la Tierra (Rev. 12:9, 12). Por otro lado, hemos recibido la comisión de llevar a cabo una tarea histórica y a una escala sin precedentes: predicar en todo el planeta y en más idiomas que nunca.

17, 18. ¿Qué debemos hacer cuando nos dan instrucciones?
17 Es muy importante que usemos las herramientas que nos da la organización para predicar. ¿Lo hace usted? ¿Pone atención a las instrucciones que se dan en las reuniones para usar dichas herramientas como se debe? ¿Está convencido de que esas instrucciones vienen de Jehová?

18 Como hemos visto, para que Dios nos siga bendiciendo necesitamos seguir las instrucciones que Jehová nos da por medio de su organización. Hay que ser obedientes desde ahora, pues así será más fácil seguir las instrucciones que recibamos en la "gran tribulación", la cual destruirá el mundo de Satanás (Mat. 24:21). Y cuando la Tierra quede libre de la influencia del Diablo, necesitaremos nuevas instrucciones.

Un rollo abierto sobre la Tierra
En el Paraíso se abrirán nuevos rollos con instrucciones para la humanidad. (Vea los párrafos 19 y 20).
19, 20. a) ¿Qué rollos se abrirán? b) ¿Qué pasará cuando se abran esos rollos?
19 En la época de Moisés fue necesario que los israelitas recibieran nuevas instrucciones. Lo mismo pasó en la época en la que la congregación cristiana recibió "la ley del Cristo". Y cuando llegue el nuevo mundo, la Biblia dice que se abrirán nuevos rollos (lea Revelación 20:12). De seguro, estos rollos contendrán nuevas instrucciones de Jehová para la humanidad. Al estudiarlas, todos los habitantes del Paraíso —incluidos los que hayan resucitado— sabrán lo que Dios espera de ellos y entenderán mejor su forma de ver las cosas. La información de esos rollos, así como el conocimiento cada vez mayor de la Palabra de Dios, nos servirán de guía y nos ayudarán a tratarnos con amor, respeto y dignidad (Is. 26:9). ¡Imagínese todo lo que habrá que aprender y enseñar bajo la dirección de nuestro Rey, Jesucristo!

20 Si aceptamos "las cosas escritas en los rollos" y nos mantenemos fieles durante la prueba final, Jehová escribirá nuestro nombre permanentemente en "el rollo de la vida". En efecto, podemos heredar la vida eterna. De modo que PAREMOS a estudiar la Biblia, VEAMOS lo que significan sus instrucciones y ESCUCHEMOS la guía que nos da Jehová. Así podremos sobrevivir a la gran tribulación y viviremos una eternidad aprendiendo acerca de nuestro sabio y bondadoso Dios, Jehová (Ecl. 3:11; Rom. 11:33).

CANCIONES 65 Y 48

¿CUÁL ES SU RESPUESTA?
¿Cómo guio Jehová a sus siervos en los días de Noé y en los de Moisés?
¿Qué nuevas instrucciones les dio Jehová a los cristianos?
¿Cómo podemos demostrar que aceptamos la guía que Dios nos da?
1, 2. a) ¿Qué advertencia ha salvado muchas vidas? (Vea la ilustración del principio). b) ¿Qué valiosa guía están recibiendo los siervos de Dios?
"PARE, VEA, ESCUCHE". Estas tres palabras han evitado muchas muertes. Hace más de cien años, se colocaron letreros con esas palabras en los cruces de tren de todo Estados Unidos. Su propósito era evitar que los conductores cruzaran en el momento equivocado y sufrieran un accidente. Está claro que prestar atención a aquellos letreros podía salvarle la vida a uno.

2 Jehová está haciendo algo mejor que poner letreros en el camino. Él mismo se ha puesto de pie delante de sus siervos, por decirlo así, y les está señalando el camino que los mantiene protegidos y los lleva a la vida eterna. Además, es un pastor cariñoso que guía a sus ovejas y las previene para que no tomen ninguna ruta peligrosa (lea Isaías 30:20, 21).

JEHOVÁ HA GUIADO A SU PUEBLO DESDE SIEMPRE
3. ¿Por qué muere el ser humano?
3 A lo largo de la historia, Jehová ha dado instrucciones y guía específicas. Por ejemplo, en el jardín de Edén dio instrucciones claras para guiar a la humanidad por el camino que lleva a la felicidad y la vida eterna (Gén. 2:15-17). Pero Adán y Eva no siguieron su guía, y las consecuencias fueron terribles: tuvieron que vivir una vida llena de sufrimientos y murieron sin ninguna esperanza. Eva siguió un consejo que creyó que venía de una serpiente, y Adán escuchó a su esposa, aunque no era más que un ser humano como él. Como los dos rechazaron la guía que su Padre les había dado con tanto cariño, ellos y todos sus descendientes acabaron condenados a muerte.

4. a) ¿Por qué se necesitaban nuevas instrucciones después del Diluvio? b) ¿Qué nos ayudan a entender estas instrucciones?
4 En los días de Noé, Jehová dio instrucciones que ayudaron a salvar muchas vidas. Después del Diluvio, Jehová dio nuevas instrucciones, pues las circunstancias iban a cambiar. Ahora iba a permitir que el hombre comiera la carne de los animales, pero le prohibió que consumiera su sangre, porque la sangre representa la vida (Gén. 9:1-4). Estas instrucciones nos ayudan a entender lo que Dios piensa sobre la vida. La vida le pertenece, pues él nos la ha dado y es nuestro Creador. Él tiene el derecho absoluto de hacer reglas para gobernar la vida. Por ejemplo, prohibió el asesinato, pues para él la vida y la sangre son sagradas. Dios castigará a cualquiera que viole sus normas sobre la sangre o la vida (Gén. 9:5, 6).

5. a) ¿Qué estudiaremos ahora? b) ¿A qué nos ayudará este estudio?
5 Ahora estudiaremos otros momentos de la historia en los que Dios ha dado instrucciones y guía a su pueblo; así veremos con más claridad la importancia de seguir la guía que nos está dando hoy para llevarnos al nuevo mundo.

NUEVAS INSTRUCCIONES PARA UNA NUEVA NACIÓN
6. a) ¿Por qué tenían que obedecer los israelitas la Ley que Jehová le dio a Moisés? b) ¿Qué debían hacer para que Dios los bendijera?
6 En los días de Moisés, fue necesario dar instrucciones específicas sobre conducta y religión. ¿Por qué? Porque las circunstancias volvieron a cambiar: por más de doscientos años, los descendientes de Jacob habían vivido en Egipto, un país donde todo el mundo adoraba a ídolos y a los muertos, y tenía creencias y costumbres que ofendían a Dios. Pero Dios los liberó de la esclavitud; por eso se necesitaban nuevas instrucciones. Los israelitas dejarían de ser esclavos gobernados por los egipcios y serían una nación libre, gobernada tan solo por la Ley de Jehová. Según algunas obras de consulta, la palabra hebrea que corresponde a "ley" viene de una palabra que significa "dirigir, guiar o instruir". La Ley de Moisés era como un muro que protegía al pueblo de Dios de la inmoralidad y la religión falsa de las naciones vecinas. Cuando los israelitas escuchaban a Jehová, recibían sus bendiciones, pero cuando no le hacían caso, sufrían graves consecuencias (lea Deuteronomio 28:1, 2, 15).

7. a) ¿Por qué otra razón dio instrucciones Jehová a los israelitas? b) ¿Por qué decimos que la Ley fue un tutor o guía?
7 Había otra razón por la que se necesitaban nuevas instrucciones. La Ley preparó a los israelitas para la llegada del Mesías —Jesucristo—, un acontecimiento esencial para que se cumpliera el propósito de Jehová. También dejó bien claro que los israelitas eran imperfectos y que necesitaban un rescate, un sacrificio perfecto que cubriera por completo sus pecados (Gál. 3:19; Heb. 10:1-10). Además, protegió la línea genealógica del Mesías y ayudó a identificarlo cuando apareció. Así es, la Ley sirvió por un tiempo de "tutor", o guía, que llevaba a Cristo (Gál. 3:23, 24).

8. ¿Por qué debemos dejarnos guiar por los principios que contiene la Ley de Moisés?
8 También a los cristianos nos sirven mucho las instrucciones que Jehová le dio a Israel. ¿Por qué? Porque, aunque no tenemos que cumplir la Ley, podemos "parar y ver" los principios que contiene y usarlos como guía en nuestra vida diaria y al servir a nuestro santo Dios. Él se encargó de que se incluyera la Ley en la Biblia para que aprendiéramos de ella, nos guiáramos por sus principios y valoráramos las normas que nos rigen a los cristianos, las cuales son muy superiores. "Escuche", por ejemplo, estas palabras de Jesús: "Oyeron ustedes que se dijo: 'No debes cometer adulterio'. Pero yo les digo que todo el que sigue mirando a una mujer a fin de tener una pasión por ella ya ha cometido adulterio con ella en su corazón". Como vemos, no solo debemos evitar el adulterio, sino también el deseo de cometer inmoralidad (Mat. 5:27, 28).

9. ¿Por qué fue necesario que Jehová diera más instrucciones?
9 La llegada del Mesías produjo un nuevo cambio de circunstancias, por lo que Jehová dio nuevas instrucciones y más detalles sobre su propósito. En el año 33, rechazó a la nación de Israel y eligió a la congregación cristiana para que fuera su pueblo.

INSTRUCCIONES PARA UNA NUEVA NACIÓN ESPIRITUAL
10. a) ¿Por qué necesitaba nuevas leyes la congregación cristiana? b) ¿Qué diferencia hay entre la Ley de Moisés y la ley del Cristo?
10 En el siglo primero, los siervos de Dios que entraron en la congregación cristiana recibieron instrucciones adicionales sobre conducta y religión, ya que estaban bajo un nuevo pacto. La Ley de Moisés fue entregada a una sola nación: Israel. Pero ahora habría una nueva nación que estaría formada por personas de muchos países y culturas, es decir, el Israel espiritual. Como vemos, "Dios no es parcial, sino que, en toda nación, el que le teme y obra justicia le es acepto" (Hech. 10:34, 35). La Ley de Moisés fue escrita en piedra para gobernar a Israel en la Tierra Prometida. En cambio, "la ley del Cristo" gobierna a los israelitas espirituales dondequiera que vivan y está escrita en sus corazones. Además, está compuesta sobre todo por principios (Gál. 6:2).

11. ¿Qué dos mandatos incluye "la ley del Cristo"?
11 El Israel espiritual recibiría la guía de Dios mediante Jesucristo, lo cual los beneficiaría mucho. Poco antes de que entrara en funciones el nuevo pacto, Jesús dio dos mandatos muy importantes. Uno tenía que ver con la predicación y el otro con la conducta y con la forma en la que debían tratarse los cristianos. Como estos mandatos fueron dirigidos a todos los cristianos, hoy día seguimos obligados a cumplirlos, sea que tengamos la esperanza de vivir en el cielo o en la Tierra.

12. ¿Por qué podemos decir que la predicación era algo nuevo?
12 Veamos el mandato de la predicación. En siglos anteriores, las personas que no eran judías pero querían servir a Jehová tenían que ir a Israel (1 Rey. 8:41-43). Pero el mandato que dio Jesús en Mateo 28:19, 20 (léalo) cambió la situación. Él les dijo a sus discípulos que ahora ellos tendrían que ir a la gente. Durante el Pentecostés del año 33, Jehová dio una muestra de que tenía una nueva estrategia, de que la predicación sería mundial. Su espíritu santo hizo que unos 120 miembros de la congregación cristiana hablaran milagrosamente en diversos idiomas a los judíos y a los que se habían convertido al judaísmo (Hech. 2:4-11). Más tarde se empezó a predicar a los samaritanos y en el año 36, a las personas de otros países que no estaban circuncidadas. Se podría decir que los cristianos pasaron de pescar en un estanque a pescar en el océano.

13, 14. a) ¿Qué debemos hacer para cumplir el "nuevo mandamiento" de Jesús? b) ¿Qué nos enseñó Jesús con su ejemplo?
13 Ahora veamos el segundo mandato de Jesús. Este era un "nuevo mandamiento" sobre cómo debían tratarse los cristianos (lea Juan 13:34, 35). Además de tratarse con amor en la vida diaria, debían estar dispuestos a dar la vida por sus hermanos. Esto era algo que la Ley de Moisés nunca mandó a los judíos (Mat. 22:39; 1 Juan 3:16).

14 Jesús mismo puso el ejemplo: amó tanto a sus discípulos que estuvo dispuesto a sacrificarse por ellos. Eso significaba que tendría que morir; y estaba preparado para hacerlo. Él espera lo mismo de todos sus discípulos, incluidos nosotros. Por eso, tal vez sea necesario que suframos y hasta muramos por nuestros hermanos en la fe (1 Tes. 2:8).

INSTRUCCIONES PARA EL PRESENTE Y EL FUTURO
15, 16. a) ¿Cómo está guiando Dios a su pueblo hoy día? b) ¿Cuáles son las circunstancias actuales?
15 Jesús ha alimentado a sus discípulos al tiempo debido, especialmente desde que nombró al "esclavo fiel y discreto" (Mat. 24:45-47). Entre otras cosas, les ha dado importantes instrucciones que han ido cambiando de acuerdo con las circunstancias. ¿Y cuáles son las circunstancias actuales?

16 Estamos viviendo en la época que la Biblia llama "los últimos días", y muy pronto llegará la mayor tribulación de la historia (2 Tim. 3:1; Mar. 13:19). Además, Satanás y sus demonios han sido echados del cielo y están causando muchos sufrimientos en la Tierra (Rev. 12:9, 12). Por otro lado, hemos recibido la comisión de llevar a cabo una tarea histórica y a una escala sin precedentes: predicar en todo el planeta y en más idiomas que nunca.

17, 18. ¿Qué debemos hacer cuando nos dan instrucciones?
17 Es muy importante que usemos las herramientas que nos da la organización para predicar. ¿Lo hace usted? ¿Pone atención a las instrucciones que se dan en las reuniones para usar dichas herramientas como se debe? ¿Está convencido de que esas instrucciones vienen de Jehová?

18 Como hemos visto, para que Dios nos siga bendiciendo necesitamos seguir las instrucciones que Jehová nos da por medio de su organización. Hay que ser obedientes desde ahora, pues así será más fácil seguir las instrucciones que recibamos en la "gran tribulación", la cual destruirá el mundo de Satanás (Mat. 24:21). Y cuando la Tierra quede libre de la influencia del Diablo, necesitaremos nuevas instrucciones.

Un rollo abierto sobre la Tierra
En el Paraíso se abrirán nuevos rollos con instrucciones para la humanidad. (Vea los párrafos 19 y 20).
19, 20. a) ¿Qué rollos se abrirán? b) ¿Qué pasará cuando se abran esos rollos?
19 En la época de Moisés fue necesario que los israelitas recibieran nuevas instrucciones. Lo mismo pasó en la época en la que la congregación cristiana recibió "la ley del Cristo". Y cuando llegue el nuevo mundo, la Biblia dice que se abrirán nuevos rollos (lea Revelación 20:12). De seguro, estos rollos contendrán nuevas instrucciones de Jehová para la humanidad. Al estudiarlas, todos los habitantes del Paraíso —incluidos los que hayan resucitado— sabrán lo que Dios espera de ellos y entenderán mejor su forma de ver las cosas. La información de esos rollos, así como el conocimiento cada vez mayor de la Palabra de Dios, nos servirán de guía y nos ayudarán a tratarnos con amor, respeto y dignidad (Is. 26:9). ¡Imagínese todo lo que habrá que aprender y enseñar bajo la dirección de nuestro Rey, Jesucristo!

20 Si aceptamos "las cosas escritas en los rollos" y nos mantenemos fieles durante la prueba final, Jehová escribirá nuestro nombre permanentemente en "el rollo de la vida". En efecto, podemos heredar la vida eterna. De modo que PAREMOS a estudiar la Biblia, VEAMOS lo que significan sus instrucciones y ESCUCHEMOS la guía que nos da Jehová. Así podremos sobrevivir a la gran tribulación y viviremos una eternidad aprendiendo acerca de nuestro sabio y bondadoso Dios, Jehová (Ecl. 3:11; Rom. 11:33).

--
Solamente esfuérzate y sé muy valiente, cuidando de obrar conforme a toda la Ley que mi siervo Moisés te mandó:-.Josue 1:7

NUESTRA VIDA CRISTIANA.-del 23-29 de mayo.

23-29 de mayo
SALMOS 19-25
Canción 116 y oración
Palabras de introducción (3 mins. o menos)
TESOROS DE LA BIBLIA
"Profecías que dan detalles sobre el Mesías" (10 mins.):
Sl 22:1. Parecería que Dios lo había abandonado (w11 15/8 pág. 15 párr. 16).
Sl 22:7, 8. La gente insultaría al Mesías (w11 15/8 pág. 15 párr. 13).
Sl 22:18. Echarían suertes sobre sus prendas de vestir (w11 15/8 pág. 15 párr. 14).
Busquemos perlas escondidas (8 mins.):
Sl 19:14. ¿Qué lección nos enseña este versículo? (w06 15/5 pág. 19 párr. 8).
Sl 23:1, 2. ¿Por qué decimos que Jehová es un pastor amoroso? (w02 15/9 pág. 32 párrs. 1, 2).
¿Qué me enseña sobre Jehová la lectura bíblica de esta semana?
¿Qué ideas de la lectura bíblica de esta semana pueden servirme en la predicación?
Lectura de la Biblia (4 mins. o menos): Salmo 25:1-22
SEAMOS MEJORES MAESTROS
Primera conversación (2 mins. o menos): bh. Lea un texto bíblico usando su teléfono o tableta.
Revisita (4 mins. o menos): bh. Use la función "Buscar" de JW Library para encontrar un texto que responda a una pregunta del amo de casa.
Curso bíblico (6 mins. o menos): bh págs. 129, 130 párrs. 11, 12. De manera breve, enséñele al estudiante cómo puede usar JW Library para preparar su clase de la Biblia usando su dispositivo electrónico.
NUESTRA VIDA CRISTIANA
Canción 55
"Formas de usar JW Library" (parte 2) (15 mins.): Análisis con el auditorio. Ponga los videos Descargue Biblias y organícelas y Cómo buscar en la Biblia o en una publicación, y analícelos brevemente con el auditorio. Haga lo mismo con el último subtítulo del artículo. Anime a los presentes a mencionar otras formas de usar JW Library en la predicación.
Estudio bíblico de la congregación (30 mins.): ia cap. 16 párrs. 1-15.
Repaso de esta reunión y adelanto de la próxima (3 mins.)
Canción 139 y oración

La hierba verde se ha secado,la flor se ha marchitado,pero en cuanto a la
palabra de nuestro Dios JEHOVÁ,Durara hasta tiempo indefinido. ISAIAS 40;8
http://burgara-despertadatalaya.blogspot.com
http://groups.yahoo.com/group/gb_mp
burgara@itelcel.com

texto diario del Lunes 23 de mayo al Sábado 28 de mayo.

Lunes 23 de mayo
No me des ni pobreza ni riqueza (Prov. 30:8).
Jehová no quiere que sus siervos vivan en la miseria, y es cierto que la migración es uno de los remedios más antiguos contra la pobreza (Sal. 37:25). Para que su familia no muriera de hambre, Jacob envió a sus hijos a Egipto a comprar alimentos (Gén. 42:1, 2). Hoy día, la mayoría de quienes deciden irse a vivir a otro lugar no lo hacen porque pasen hambre. Pero es posible que los aplasten las deudas o simplemente quieran que su familia viva más cómoda. En tiempos de Jesús también había mucha gente pobre y desvalida, y es probable que muchos pensaran que teniendo más dinero se sentirían más felices y seguros (Mar. 14:7). Pero Jesús no quería que confiaran en riquezas pasajeras, sino en Jehová, la Fuente de riquezas permanentes. En el Sermón del Monte explicó que la felicidad y seguridad verdaderas no dependen de lo que tengamos ni de lo mucho que trabajemos, sino de nuestra amistad con Jehová. w14 15/4 3:4, 5

Martes 24 de mayo
Dios no es Dios de desorden, sino de paz (1 Cor. 14:33).
Jehová, el Creador del universo, lo hace todo de manera organizada. Su primera creación fue su Hijo unigénito, un ser espiritual a quien se le llama "la Palabra" por ser el principal portavoz de Dios. La Palabra le ha servido por millones de años. La Biblia dice: "En el principio la Palabra era, y la Palabra estaba con Dios". Hace poco más de dos mil años, Dios envió a la Palabra a la Tierra, donde fue un hombre perfecto, Jesucristo, y donde cumplió fielmente la voluntad de su Padre (Juan 1:1-3, 14). Antes de venir a la Tierra, el Hijo de Dios fue el leal "obrero maestro" de Jehová (Prov. 8:30). Por medio de él, Dios creó millones y millones de ángeles en el cielo (Col. 1:16). Acerca de estos, la Biblia señala: "Había mil millares que seguían ministrándole" (Dan. 7:10). Estas numerosas criaturas espirituales están tan bien organizadas que se las llama "los ejércitos" de Jehová (Sal. 103:21). w14 15/5 3:1, 2

Miércoles 25 de mayo
Una palabra a su tiempo apropiado, ¡oh, cuán buena es! (Prov. 15:23.)
Podemos estimular a los hermanos a progresar espiritualmente invitándolos a trabajar con nosotros. Si un joven es hábil con la tecnología, un anciano podría pedirle que imprimiera alguna información de jw.org que animara a los hermanos mayores que no tienen computadora. O si estamos efectuando trabajos de limpieza o reparación en el Salón del Reino, ¿por qué no pedirle a un joven que nos ayude? Eso nos permitirá observarlo, así como felicitarlo y ver el efecto que esto tiene en él. Más y más personas están entrando en la congregación mundial, y todos los cristianos con experiencia —no solo los ancianos— pueden ayudar a los jóvenes y a los recién bautizados a desarrollar todo su potencial. De ese modo, cada vez habrá más hermanos que sean ministros de tiempo completo y que estén "capacitados para enseñar a otros" (2 Tim. 2:2). w14 15/6 4:18, 19

Jueves 26 de mayo
Si a ustedes los están vituperando por el nombre de Cristo, son felices, porque el espíritu de Dios descansa sobre ustedes (1 Ped. 4:14).
Recordemos que en el primer siglo la mayoría de la gente odiaba a los cristianos verdaderos. ¿Pueden las palabras inspiradas del texto de hoy aplicarse a nosotros, que somos testigos de Jehová? Claro que sí, porque también somos testigos de Jesús; damos testimonio sobre su reinado. En realidad, ser objeto de odio por llevar el nombre de Jehová es lo mismo que ser vituperados "por el nombre de Cristo", quien dijo a sus adversarios: "Yo he venido en el nombre de mi Padre, pero ustedes no me reciben" (Juan 5:43). Así pues, la próxima vez que nos traten mal en nuestro ministerio, podemos sentirnos animados. ¿Por qué? Porque eso significa que tenemos la aprobación de Dios y que su espíritu "descansa" sobre nosotros. Al mismo tiempo, recordemos que en muchas partes del mundo se están logrando magníficos aumentos. w14 15/7 4:14-16

Viernes 27 de mayo
Guárdense de toda suerte de codicia (Luc. 12:15).
La codicia quizás comience con un simple deseo. Pero si no se corrige, puede crecer rápidamente hasta dominar a la persona. El relato de Acán ilustra lo poderosa que es y lo rápido que puede crecer. Acán confesó: "Cuando llegué a ver entre el despojo un vestido oficial de Sinar, uno de buena apariencia, y doscientos siclos de plata y una barra de oro, que pesaba cincuenta siclos, entonces los quise, y los tomé". En vez de rechazar su mal deseo, codiciosamente robó aquellas cosas y las escondió en su tienda. Cuando el pecado de Acán salió a la luz, Josué le dijo que Jehová lo iba a castigar. Ese mismo día él y su familia murieron apedreados (Jos. 7:11, 21, 24, 25). La codicia es un peligro que puede entramparnos en cualquier momento. Es posible que de vez en cuando tengamos un mal pensamiento o imaginemos algo inmoral, pero es vital que dominemos lo que pensamos y no permitamos que nuestros deseos crezcan hasta el punto de llevarnos a pecar (Sant. 1:14, 15). w14 15/8 4:13

Sábado 28 de mayo
Se echaron sobre el cuello de Pablo y lo besaron tiernamente (Hech. 20:37).
Los superintendentes de circuito y sus esposas son espiritualmente fuertes, y parece que pueden con todo. Pero también necesitan que los animen y que los acompañen en el ministerio. Además, les gusta divertirse con los hermanos y pasar buenos ratos con ellos. Y a veces se enferman o tienen que ser hospitalizados. ¿Por qué no los visitamos y nos preocupamos por ellos? Podemos imaginarnos el cariño con que Lucas, "el médico amado" que escribió el libro de Hechos, cuidó de Pablo y sus compañeros de viaje (Col. 4:14; Hech. 20:5–21:18). Por otro lado, los superintendentes viajantes y sus esposas necesitan tener buenos amigos. Un superintendente de circuito escribió: "Parece que mis amigos siempre saben cuándo necesito ánimo. Y con sus preguntas sinceras me ayudan a desahogarme. Solo con escucharme ya me hacen sentir mejor". w14 15/9 5:13, 14

La hierba verde se ha secado,la flor se ha marchitado,pero en cuanto a la
palabra de nuestro Dios JEHOVÁ,Durara hasta tiempo indefinido. ISAIAS 40;8
http://burgara-despertadatalaya.blogspot.com
http://groups.yahoo.com/group/gb_mp
burgara@itelcel.com

texto diario Domingo 22 de mayo Les encargó sus bienes (Mat. 25:14).

Domingo 22 de mayo
Les encargó sus bienes (Mat. 25:14).
La ilustración de los talentos dice que el amo tenía tres esclavos. A uno le dio cinco talentos, a otro le dio dos, y al último, uno (Mat. 25:15). Aunque no todos recibieron la misma cantidad de talentos, el amo esperaba que los tres fueran diligentes y negociaran con ellos. ¿Qué quiere decir esto? Que los seguidores de Jesús debían dar el máximo en la predicación (Mat. 22:37; Col. 3:23). En el Pentecostés del año 33, los discípulos de Cristo comenzaron a negociar con los talentos. ¿Se tomaron en serio la obra de predicar y hacer discípulos? Por supuesto, y el libro de Hechos así lo confirma (Hech. 6:7; 12:24; 19:20).Tras la muerte de los apóstoles, Satanás hizo que la apostasía se extendiera. De ahí que, por muchos siglos, no se predicara de manera organizada. Pero eso cambiaría durante el tiempo de "la siega" en los últimos días (Mat. 13:24-30, 36-43). w15 15/3 3:4, 8

La hierba verde se ha secado,la flor se ha marchitado,pero en cuanto a la
palabra de nuestro Dios JEHOVÁ,Durara hasta tiempo indefinido. ISAIAS 40;8
http://burgara-despertadatalaya.blogspot.com
http://groups.yahoo.com/group/gb_mp
burgara@itelcel.com

Etiquetas

Macpela.

Macpela.
casa de los patriarcas.

Archivo del blog

Datos personales

Mi foto
Jehová es mi pastor y nada me faltara.