miércoles, 6 de enero de 2010

Puntos Sobresalientes Josué 16 a 20

Texto del año 2010 "El amor aguanta todas las cosas. El amor nunca falla." | (1 Corintios 13:7, 8)

1

Puntos Sobresalientes Josué 16 a 20

1. ¿Que´ hizo que algunos israelitas se demoraran en

tomar posesión de la Tierra Prometida, y que´ lección

aprendemos de esto? (Jos. 18:2, 3.) [it-2 pág. 238

párr. 5.]

si pág. 344 Estudio número 10: La Biblia, auténtica y veraz

EJEMPLOS DE OTRAS PROFECÍAS BÍBLICAS

CUMPLIDAS

Profecía Suceso Cumplimiento

Gén. 48:19, 22 Efraín sería más grande Núm. 1:33-35;

que Manasés, y cada tribu Deu. 33:17;

tendría una herencia

Jos. 16:4-9; 17:1-4

w07 15/12 pág. 30 ¿Recuerda usted?

• ¿Cómo confirman ciertos fragmentos de cerámica lo que

dice la Biblia?

Los arqueólogos han encontrado en Samaria varios fragmentos

de cerámica con los nombres de siete clanes mencionados en

Josué 17:1-6

. Los fragmentos de Arad confirman los datos

bíblicos sobre las familias sacerdotales y citan el nombre divino.

Los fragmentos de Lakís revelan la situación política y el caos

existentes en Judá antes del ataque babilonio.—15/11, páginas

12-14.

____________________________________________________

w08 15/2 págs. 4-5 párr. 10 Tengamos siempre presente a

Jehová

Las hijas de Zelofehad estaban seguras de que las cosas

saldrían bien si obedecían a Dios. La Biblia señala: "Tal como

Jehová había mandado a Moisés, de esa manera lo hicieron las

hijas de Zelofehad. Por consiguiente, Mahlá, Tirzá y Hoglá y

Milcá y Noá, las hijas de Zelofehad, llegaron a ser las esposas de

los hijos de los hermanos de su padre. Llegaron a ser esposas de

algunos de las familias de los hijos de Manasés hijo de José, para

que la herencia de ellas continuara junto con la tribu de la familia

de su padre" (Núm. 36:10-12). Estas mujeres obedientes

siguieron las órdenes de Jehová (

Jos. 17:3, 4). Hoy día los

cristianos solteros que son espirituales hacen lo mismo: confían

en Dios y lo obedecen casándose "solo en el Señor" (1 Cor.

7:39).

____________________________________________________

w90 15/5 pág. 5 El Armagedón... ¿cuándo?

Dado que el término "Armagedón" viene de una expresión

hebrea que significa "Montaña de Meguidó", algunos quizás

concluyan que esa guerra se peleará en un lugar elevado que

tenga ese nombre. Pero nunca ha habido una

montaña llamada

Meguidó. A unos 100 kilómetros (60 millas) al noroeste de

Jerusalén había un pueblo (o ciudad) llamado Meguidó sobre una

colina, pero ahora solo un montículo de aproximadamente

20 metros (70 pies) de alto señala su ubicación. (

Josué 17:11.)

____________________________________________________

w84 15/9 págs. 19-20 párr. 13 Se salva a "todo Israel" para

bendecir a toda la humanidad

Las benditas "otras ovejas" han sido favorecidas con la

esperanza de heredar, desde el mismo principio, el Paraíso

restaurado en la Tierra durante el Reinado Milenario de Cristo, el

Rey. Así que cuando Jesucristo, como "mensajero del pacto" de

Jehová, fue al templo espiritual para un proceso judicial, fue con

la bendición, no con la maldición, de las "otras ovejas" como

objetivo (Malaquías 3:1-3). Esta bendición llegará a su punto

culminante al ser conservadas ellas con vida a través de la

venidera "guerra del gran día de Dios el Todopoderoso" contra

Sus enemigos terrestres reunidos en "Har–Magedón" (Revelación

16:14, 16). En tiempos antiguos, la ciudad de Megido fue lugar

de victorias para Jehová Dios (

Josué 17:11; Zacarías 12:11). En

el simbólico Har–Magedón, Dios se coronará con su más grande

victoria, para Su gloria eterna. Allí su Hijo exaltado, Jesucristo,

será su Mariscal de Campo. (Revelación 19:11-21.)

w92 1/11 pág. 8 Camino de Siló. Niños buenos y niños malos

CUANDO usted piensa en ciudades, pueblos o regiones de la

Tierra Prometida, ¿le vienen a la memoria ciertos hombres y

mujeres notables? Es muy probable que así sea, porque la

mayoría de las narraciones bíblicas tratan sobre personas adultas.

Pero, ¿y los niños de aquel tiempo? ¿Se los imagina en las

escenas?

Probablemente recuerde que cuando Israel entró en la Tierra

Prometida, el primer sitio donde se colocó el tabernáculo de Dios

fue Guilgal, cerca de Jericó. (Josué 4:19.) Sin embargo, durante

la división de la tierra, esta tienda sagrada —que era el centro de

la adoración de Israel— se trasladó a Siló, a unos 30 kilómetros

al norte de Jerusalén, en la región montañosa de Efraín. (

Josué

18:1

.) Hombres y mujeres de todas partes de Israel viajaban a

Siló; enormes multitudes podían congregarse en el valle que está

al sur del lugar donde posiblemente reposaba el tabernáculo.

(Josué 22:12.) ¿Puede imaginarse a los niños que acudían a este

lugar?

it-2 pág. 238 Límite

El relato referente a la división del territorio que estaba al

O. del Jordán muestra que primero se sortearon las asignaciones

correspondientes a Judá (Jos 15:1-63), José (Efraín) (

Jos 16:1-

10

) y la media tribu de Manasés (Jos 17:1-13), y seguidamente

se fijaron sus límites y se enumeraron sus ciudades. Hecho esto,

Repaso Oral

Josué Capitulo 16

Josué Capitulo 17

Josué Capitulo 18

Texto del año 2010 "El amor aguanta todas las cosas. El amor nunca falla." | (1 Corintios 13:7, 8)

2

Puntos Sobresalientes Josué 16 a 20

parece que se interrumpió el trabajo de dividir la tierra, pues se

indica que el campamento de Israel se trasladó de Guilgal a Siló.

(

Jos 14:6; 18:1.) No obstante, no se indica cuánto tiempo duró

esta interrupción, pero sí se menciona que Josué reprendió a las

siete tribus restantes por su dilación en ocupar el resto de la

tierra. (

Jos 18:2, 3.) Algunos estudiosos han procurado explicar

esta actitud de las siete tribus aduciendo que el abundante botín

conseguido durante la conquista y la relativa tranquilidad ante la

inexistencia de un peligro inminente de ataque de los cananeos,

hizo que esas tribus no tuviesen prisa por ocupar el resto del

territorio conquistado. Puede ser que además estuviesen poco

dispuestos a encararse al problema de tener que dominar los

reductos de tenaz resistencia enemiga que aún quedaban en el

territorio. (Jos 13:1-7.) Por otro lado, es posible que su

conocimiento de esa parte de la Tierra Prometida fuese mucho

más limitado que el de la tierra que ya se había distribuido.

w92 1/11 pág. 11 párr. 6 La educación en tiempos bíblicos

La Biblia contiene prueba de que los israelitas eran un pueblo

que sabía leer y escribir. Aun antes de que entraran en la Tierra

Prometida, se les dijo que escribieran las leyes de Jehová en la

jambas de las puertas de sus casas y sobre las puertas.

(Deuteronomio 6:1, 9; 11:20; 27:1-3.) Aunque este mandato debe

haberse dado en sentido figurado, no habría significado nada para

el israelita medio si no hubiera sabido leer ni escribir. Textos

bíblicos como

Josué 18:9 y Jueces 8:14 muestran que otros

israelitas, además de líderes como Moisés y Josué, sabían escribir

mucho antes de que se fundara la monarquía en Israel. (Éxodo

34:27; Josué 24:26.)

it-2 pág. 21 Jebús

En las tablillas de el-Amarna, halladas en Egipto, se hace

mención de Urusalim (Jerusalén), y en los libros de Josué, Jueces

y Primero de Samuel, donde se narran acontecimientos anteriores

a la conquista de la ciudad por David, el lugar a menudo se

denomina Jerusalén. (

Jos 10:1, 3, 5, 23; 12:10; 15:8, 63; 18:28;

Jue 1:7, 8, 21; 19:10; 1Sa 17:54.) En tan solo dos pasajes se alude

a él como Jebús. (Jue 19:10, 11; 1Cr 11:4, 5.) En

Josué 18:28

aparece la voz hebrea

yevu·sí, en la que la terminación i indica

gente, es decir, los habitantes de la ciudad.

gm cap. 7 págs. 95-96 ¿Se contradice la Biblia?

Lea cuidadosamente el relato

19

A veces todo lo que se requiere para resolver aparentes

contradicciones es leer con cuidado el relato y razonar sobre lo

que se dice. Un ejemplo de esto se ve al considerar la conquista

de Jerusalén por los israelitas. Se incluyó a Jerusalén en la

herencia de Benjamín, pero leemos que la tribu de Benjamín no

pudo conquistarla. (

Josué 18:28; Jueces 1:21.) También leemos

que Judá no pudo conquistar a Jerusalén... como si Jerusalén

fuera parte de la herencia de Judá. Con el tiempo, Judá derrotó a

Jerusalén, y la quemó con fuego. (Josué 15:63; Jueces 1:8.) Sin

embargo, también hay un registro de que centenares de años

después David conquistó a Jerusalén. (2 Samuel 5:5-9.)

20

A primera vista todo esto pudiera parecer confuso, pero en

realidad no hay contradicciones. De hecho, la frontera entre la

herencia de Benjamín y la de Judá se extendía a lo largo del valle

de Hinón, precisamente cruzando la antigua ciudad de Jerusalén.

Lo que después se llamó la Ciudad de David en realidad estaba

en el territorio de Benjamín, como dice

Josué 18:28. Pero es

probable que la ciudad jebusea de Jerusalén se extendiera a través

del valle de Hinón y así penetrara en el territorio de Judá, de

modo que Judá, también, tuviera que pelear contra los habitantes

cananeos de esta.

21

Benjamín no pudo conquistar aquella ciudad. En cierta

ocasión, Judá sí conquistó a Jerusalén y la quemó. (Jueces

1:8, 9.) Pero parece que las fuerzas de Judá siguieron adelante, y

algunos de los habitantes originales volvieron a tomar posesión

de la ciudad. Después, formaron un foco de resistencia que ni

Judá ni Benjamín pudieron remover. Así, los jebuseos

permanecieron en Jerusalén hasta que David conquistó aquella

ciudad centenares de años después.

it-1 págs. 494-495 Ciudades enclavadas

La herencia de Simeón consistió en ciudades ubicadas dentro

del territorio de los hijos de Judá, porque el lote de estos últimos

"resultó demasiado grande para ellos". (

Jos 19:1-9; MAPAS,

vol. 1, págs. 744, 947.) Las cuarenta y ocho ciudades

administradas por los levitas, entre ellas las seis ciudades de

refugio, estaban enclavadas en el territorio de otras tribus. (Jos

21:3-41.) De esta manera se cumplió la profecía que pronunció

Jacob en su lecho de muerte concerniente a Simeón y Leví, según

la cual 'serían distribuidos en Jacob, esparcidos en Israel'. (Gé

49:7.)

si pág. 344 Estudio número 10: La Biblia, auténtica y veraz

EJEMPLOS DE OTRAS PROFECÍAS BÍBLICAS

CUMPLIDAS

Profecía Suceso Cumplimiento

Gén. 49:7 Tribus de Simeón y Leví

Jos. 19:1-9;

estarían esparcidas en 21:41, 42

Israel

____________________________________________________

w89 1/5 pág. 14 La justicia y el nombre de Jehová ensalzados

Miqueas 5:2.—Es probable que se haya identificado a Belén

Efrata como tal porque había dos pueblos llamados Belén.

Miqueas identifica al de Judá, que está situado precisamente al

sur de Jerusalén. El otro pueblo estaba en el norte lejano, en

Zabulón. (

Josué 19:10, 15.) "Efrata", o "Efrat", era un nombre

anterior para la Belén de Judá o la zona que la rodeaba. (Génesis

48:7; Rut 4:11.) Esa identificación detallada subraya la exactitud

de las promesas proféticas de Dios respecto al Mesías.

____________________________________________________

g83 8/11 pág. 5 ¿Dice realmente la verdad la Biblia?

Consideremos un ejemplo más que confirma la historia

bíblica. Cuando los israelitas ocuparon la Tierra Prometida hace

más de 3.400 años, la tribu de Dan se apoderó del territorio al

norte de Galilea. El registro bíblico dice:

"Y los hijos de Dan procedieron a subir y a guerrear contra

[la ciudad cananea de] Lesem [Lais] y a tomarla [...] y empezaron

a llamar Dan a Lesem, conforme al nombre de Dan su

antepasado". (

Josué 19:47; Jueces 18:29.)

Josué Capitulo 19

Texto del año 2010 "El amor aguanta todas las cosas. El amor nunca falla." | (1 Corintios 13:7, 8)

3

Puntos Sobresalientes Josué 16 a 20

¿Existió alguna vez tal ciudad? ¿Se llamó alguna vez Dan?

En Tell el-Qadi, en 1976, el arqueólogo Avraham Biran

descubrió una loza de caliza que tenía una inscripción escrita en

griego y arameo. El texto griego hace referencia a cierta persona

llamada Zoilos, que hizo un voto al "dios que está en Dan". Así

los arqueólogos saben que están trabajando en el sitio de la

antigua ciudad israelita de Dan, que antes se conocía como Lais o

Lesem. Una vez más se muestra que la Biblia es exacta. Esto

podría ilustrarse en mayor detalle con muchos otros ejemplos de

hallazgos arqueológicos, si el espacio lo permitiera.

____________________________________________________

w06 1/10 págs. 18-19 párrs. 11-12 La fe y el temor de Dios nos

infunden valor

11

La fe verdadera no es estática, sino que crece a medida que

vivimos la verdad y vamos 'gustando' los beneficios de la

conducta cristiana, 'viendo' las respuestas a nuestras oraciones y

percibiendo de otras maneras que Jehová dirige nuestros pasos

(Salmo 34:8; 1 Juan 5:14, 15). Estamos seguros de que la fe de

Josué y Caleb se fortaleció al constatar por sí mismos la bondad

de Dios (Josué 23:14). Tan solo pensemos en lo siguiente: en

conformidad con la promesa divina, habían sobrevivido cuatro

décadas en el desierto (Números 14:27-30; 32:11, 12). Luego se

les había dejado participar activamente en la conquista de Canaán

los siguientes seis años. Ahora, por fin podían disfrutar de larga

vida, buena salud e incluso de sus propias tierras. ¡Qué generoso

es Jehová al recompensar a quienes le sirven con valor y lealtad!

(

Josué 14:6, 9-14; 19:49, 50; 24:29.)

12

La bondad amorosa con que Dios trató a Josué y Caleb nos

trae a la memoria las siguientes palabras del salmista: "Has

engrandecido tu dicho aun sobre todo tu nombre" (Salmo 138:2).

Así es: cuando Jehová vincula su nombre a una promesa, el

cumplimiento de dicha promesa queda "engrandecido", pues

supera toda expectativa (Efesios 3:20). Como vemos, Jehová

nunca defrauda a quienes se 'deleitan' en él (Salmo 37:3, 4).

w86 15/12 págs. 24-25 párr. 16 "A Jehová nuestro Dios

serviremos"

Al repartir el país, Josué separó seis ciudades de los levitas

para que fueran "ciudades de refugio", tres en cada lado del

Jordán. Este fue el arreglo de Jehová para proteger al homicida

involuntario, quien podría huir a una de aquellas ciudades. Dicho

homicida tenía que probar que tenía una conciencia limpia

delante de Dios, y lo hacía por permanecer en aquella ciudad

hasta la muerte del sumo sacerdote. Hoy, de igual manera, por

sus relaciones previas con este mundo culpable de

derramamiento de sangre la "gran muchedumbre" debe buscar

una buena conciencia ante Dios. La consiguen mediante confesar

sus pecados, arrepentirse, volverse, dedicarse a Jehová y

bautizarse en agua. Entonces deben mantenerse en esa condición.

Es necesario que la "gran muchedumbre" permanezca en la

"ciudad" hasta que Jesús muera figurativamente respecto a su

obra de sumo sacerdote, al concluir su Reinado de Mil Años.

(

Josué 20:1-9; Revelación 20:4, 5; 1 Corintios 15:22, 25, 26.)

____________________________________________________

w95 15/11 pág. 12 párrs. 8-9 Las ciudades de refugio, una

provisión misericordiosa de Dios

8

Cuando los israelitas entraron en la Tierra Prometida,

obedecieron a Dios y establecieron seis ciudades de refugio. Tres

de ellas, Quedes, Siquem y Hebrón, estaban al oeste del río

Jordán. Al este del Jordán se hallaban las ciudades de refugio de

Golán, Ramot y Bézer. Estas seis ciudades estaban

convenientemente ubicadas cerca de caminos que se mantenían

en buenas condiciones. En algunos puntos de estos caminos había

letreros con la palabra "refugio". Los letreros indicaban en qué

dirección se encontraba la ciudad de refugio, y el homicida

involuntario corría a la más cercana para salvarse. Allí

encontraba protección del vengador de la sangre. (

Josué 20:2-9.)

9

¿Por qué suministró Dios ciudades de refugio? Para que la

tierra no se contaminara con sangre inocente y para que el pueblo

no se hiciera culpable de derramamiento de sangre.

(Deuteronomio 19:10.) ¿Quiénes se beneficiaban de las ciudades

de refugio? La Ley declaraba: "Para los hijos de Israel y para el

residente forastero y para el poblador en medio de ellos estas seis

ciudades servirán de refugio, para que huya allá cualquiera que,

sin intención, hiera mortalmente a un alma". (Números 35:15.)

Por eso, para ser imparcial y para que se hiciera justicia templada

con misericordia, Jehová dijo a los israelitas que establecieran

ciudades de refugio para los homicidas involuntarios que fueran

1) israelitas naturales, 2) residentes forasteros de Israel o

3) pobladores extranjeros que moraran en medio de ellos.

____________________________________________________

km 4/00 págs. 5-6 Repaso de la Escuela del Ministerio

Teocrático

En armonía con

Josué 20:4, ¿cómo se huye a la ciudad de

refugio antitípica? [Lectura semanal de la Biblia; véase

w

86-S 15/12 pág. 24 §16.] Se huye a la ciudad dando los

siguientes pasos para obtener una buena conciencia

ante Dios: confesar los pecados, arrepentirse, volverse,

dedicarse a Dios y bautizarse en agua.

____________________________________________________

w79 1/4 pág. 18 párr. 4 Hombres sabios, discretos y

experimentados para guiar al pueblo de Dios

Después que Israel llegó a estar establecido en la Tierra

Prometida, viviendo en ciudades y aldeas, todas las diferentes

comunidades recibían la guía y ayuda de cuerpos o grupos de

ancianos. (

Jos. 20:4; Jue. 8:14, 16; 1 Sam. 16:4) Se suponía que

ellos dieran consejo sabio, ayudaran a resolver problemas,

protegieran contra la apostasía y así sirvieran en los intereses de

la paz, el buen orden y la salud espiritual de sus respectivas

comunidades. A veces se exigía que cumplieran papeles

judiciales para resolver disputas o para tomar acción que sirviera

para proteger a la comunidad. (Deu. 16:18-20; 19:12; 31:9; Rut

4:1-11) Habían de ser una fuente de consuelo y fortaleza en

tiempos de crisis. (Isa. 32:1, 2) Pero no eran los capataces de sus

compañeros entre los cuales residían ni tenían la autoridad

ni responsabilidad de tratar de vivir la vida personal de otros para

ellos. Los ancianos cristianos, al llevar pesadas

responsabilidades, sirven de maneras similares. (Compare con

Hechos 20:28-35; 1 Corintios 3:4, 5, 21-23; 2 Corintios 1:24.)

Además de todo esto, la congregación cristiana tiene la comisión

de dar a conocer las buenas nuevas del reino de Dios a toda

persona.

____________________________________________________

Josué Capitulo 20

Texto del año 2010 "El amor aguanta todas las cosas. El amor nunca falla." | (1 Corintios 13:7, 8)

4

Puntos Sobresalientes Josué 16 a 20

w77 1/6 págs. 348-349 párr. 11 Censurando "delante de todos

los presentes"

Las instrucciones de Jesús en Mateo 18:15-17 también

indican un interés apropiado en que los problemas privados se

mantengan privados donde eso sea posible. El pasaje relacionado

en Lucas 17:3, 4 indica que este consejo trata de pecados que un

individuo comete contra otro. Jesús dijo que la persona contra la

cual se había pecado no debería propalar el asunto, sino, más

bien, debería ir al ofensor y rectificar el asunto en privado. Esto

podría tener buen efecto, pues el malhechor notaría la

consideración que se le habría manifestado al no divulgar el

asunto y así llegaría a estar más dispuesto a recibir la censura.

Aunque fracasarán los esfuerzos privados, el asunto no habría de

propalarse, sino que, en vez de eso, la persona contra quien se

hubiera pecado llevaría consigo a uno o dos individuos más para

hacer un esfuerzo adicional. Solo si también este grupito fallaba

se llevaba el asunto "a la congregación" (evidentemente dando a

entender los miembros que la representaban, los ancianos;

compare Números 35:12, 24, 25 con Deuteronomio 19:12;

Josué

20:4

).

it-1 pág. 494 Ciudades de refugio

Procedimiento legal.

Cuando un fugitivo llegaba a una

ciudad de refugio, tenía que exponer su caso a los ancianos en la

puerta de la ciudad, y debía extendérsele hospitalidad. A fin de

evitar que los que cometían asesinatos intencionados se

aprovechasen de esta provisión, después de exponer el caso en la

ciudad de refugio, el fugitivo tenía que someterse a juicio y

probar su inocencia en las puertas de la ciudad bajo cuya

jurisdicción había ocurrido la muerte. En caso de hallarle

inocente, era devuelto a la ciudad de refugio. Sin embargo, solo

podía garantizarse su seguridad si permanecía en la ciudad el

resto de su vida o hasta la muerte del sumo sacerdote. No era

posible aceptar ningún rescate con el fin de alterar estos

términos. (Nú 35:22-29, 32; Jos 20:4-6.) Ni siquiera el altar

sagrado de Jehová podía proteger a los asesinos, como se mostró

en el caso de Joab. (Éx 21:14; 1Re 1:50; 2:28-34; véase

VENGADOR DE LA SANGRE.)

km 12/92 pág. 5 Repaso de la Escuela del Ministerio

Teocrático

Al permanecer en la ciudad de refugio se grabaría en la mente del

homicida involuntario la gravedad de lo que había hecho

y la misericordia de Jehová al darle asilo. (

Jos. 20:6.) [1,

Lectura semanal de la Biblia; véase también

w73-S pág.

592.]

Cierto.

Leer Josué 16 a 20

Escuchar Josué 16 a 20

Todos los puntos han sido sacados de el CD Watchtower 

                                          gomezburgara@hotmail.com

--
La hierba verde se ha secado,la flor se ha marchitado,pero en cuanto a la palabra de nuesro Dios JEHOVÁ,Durara hasta tiempo indefinido.  ISAIAS 40;8

Etiquetas

Macpela.

Macpela.
casa de los patriarcas.

Archivo del blog

Datos personales

Mi foto
Jehová es mi pastor y nada me faltara.