martes, 27 de abril de 2010

REPASO DE LA ESCUELA DEL MINISTERIO TEOCRATICO.- del 26 de abril

Escuela del Ministerio Teocrático 2010

REPASO DE LA ESCUELA DEL MINISTERIO TEOCRATICO

En la semana del 26 de abril de 2010, el superintendente de la Escuela del Ministerio Teocrático dirigirá un repaso de veinte minutos utilizando las preguntas que aparecen a continuación. Dicho repaso se basará en las asignaciones de las semanas del 01 de marzo al 26 de abril de 2010.

1. ¿Que dio a entender Noemí cuando dijo: "Es Jehová quien me ha humillado, y el Todopoderoso quien me ha causado calamidad"? (Rut 1:21.) [w05 1/3 pag. 27 parr. 1.]

*** w05 1/3 pág. 27 Puntos sobresalientes del libro de Rut ***

1:13, 21. ¿Fue Jehová el causante de la amargura de Noemí y de su calamidad? No, y Noemí no culpó a Dios de ningún mal. No obstante, en vista de todo lo que le había pasado, pensaba que Jehová estaba contra ella. Se sentía amargada y había perdido toda ilusión. Además, en aquellos tiempos, el fruto del vientre se veía como una bendición divina, y la esterilidad, como una maldición. Ante la muerte de sus dos hijos, que no le habían dado nietos, tal vez Noemí se sintiera justificada a pensar que Jehová la había humillado.

2. ¿Qué virtudes hicieron de Rut "una mujer excelente"? (Rut 3:11.) [w05 1/3 pag. 28 parr. 6.]

*** w05 1/3 pág. 28 Puntos sobresalientes del libro de Rut ***

3:11. ¿Por qué se ganó Rut la reputación de ser "una mujer excelente"? Si la gente admiró a Rut, no fue porque llevara "trenzados externos del cabello" o por "ponerse ornamentos de oro" o por "el uso de prendas de vestir exteriores". Se debió, más bien, a "la persona secreta del corazón", a su lealtad, amor, humildad, mansedumbre, diligencia y abnegación. Toda mujer que teme a Dios y desea contar con una reputación como la de Rut debe esforzarse por cultivar estas cualidades (1 Pedro 3:3, 4; Proverbios 31:28-31).

3. ¿Por qué decimos que las palabras de Elqana, "¿No soy yo mejor para ti que diez hijos?", fortalecieron a su esposa? (1 Sam. 1:8.) [w90 15/3 pag. 27 parrs. 5, 6.]

*** w90 15/3 pág. 27 Cómo ayudar a los deprimidos a recobrar el gozo ***

Elqaná entonces le hizo a Ana esta pregunta sumamente fortalecedora: "¿No soy yo mejor para ti que diez hijos?". Le recordó a Ana el cariño que le tenía a pesar de que era estéril. Ella era preciada para él, y por eso podía llegar a esta conclusión: 'Pues, después de todo no soy tan inútil. ¡Mi esposo de veras me ama!'. Las palabras de Elqaná fortalecieron a Ana, pues empezó a comer y fue al templo. (1 Samuel 1:8, 9.)

Los que desean ayudar a los deprimidos deben obrar como Elqaná, quien fue específico y dirigió la atención de su esposa a una razón válida para que tuviera mejor estimación de sí misma. Por ejemplo, una cristiana llamada Naomi dijo esto en cuanto a algo que contribuyó a que recobrara su gozo: "Algunos amigos elogiaron la crianza que le había dado a mi hijo, la manera como mantenía mi hogar y hasta el cuidado que daba a mi apariencia a pesar de mi depresión. ¡Cuánto me estimuló aquello!". Sí, el encomio merecido ayuda al alma abatida a ver las buenas cualidades que tiene y a estimar bien su valía de persona.

 

 

 

 

4. ¿Por qué fue inapropiado que Israel pidiera un rey? (1 Sam. 8:5.) [w05 15/9 pag. 20 parr. 17; it-2 pag. 813 parr. 2]

*** w05 15/9 pág. 20 párr. 17 Andemos por fe, no por vista ***

17 En tiempos del profeta Samuel, la favorecida nación de Israel volvió a caer en la trampa de andar por vista. Quisieron tener un rey visible. Aunque Jehová había demostrado ser su Rey, esto no bastó para hacerlos andar por fe (1 Samuel 8:4-9). Tontamente rechazaron la guía perfecta de Jehová y optaron por ser como los pueblos vecinos en perjuicio propio (1 Samuel 8:19, 20).

*** it-2 pág. 813 Reino de Dios ***

Los israelitas piden un rey humano. Casi cuatrocientos años después del éxodo y más de ochocientos después que Dios hizo un pacto con Abrahán, los israelitas solicitaron un rey humano que los acaudillara, como tenían las demás naciones. Con esa solicitud rechazaban la propia gobernación real de Jehová sobre ellos. (1Sa 8:4-8.) Es cierto que el pueblo tenía razones para esperar que Dios estableciera un reino en consonancia con las promesas dadas a Abrahán y a Jacob. Además, la profecía que pronunció Jacob respecto a Judá en su lecho de muerte daba más base para tal esperanza (Gé 49:8-10), así como la daban las palabras que Jehová dirigió a Israel después del éxodo (Éx 19:3-6), los términos del pacto de la Ley (Dt 17:14, 15) e incluso parte del mensaje que Dios hizo pronunciar al profeta Balaam (Nú 24:2-7, 17). Ana, la devota madre de Samuel, expresó esta esperanza en oración. (1Sa 2:7-10.) Sin embargo, Jehová no había revelado completamente su "secreto sagrado" concerniente al Reino; no había indicado cuándo llegaría el momento debido para establecerlo ni la estructura y los componentes de ese gobierno, o si sería terrenal o celestial. Por consiguiente, fue un atrevimiento el que el pueblo exigiera entonces un rey humano.

5. ¿Que ejemplo puso Samuel, ya "envejecido y encanecido", en lo que tiene que ver con orar a favor de otros, y que pone de relieve esto? (1 Sam. 12:2, 23.) [w07 1/6 pag. 29 parrs. 14, 15.]

*** w07 1/6 pág. 29 párrs. 14-15 Los mayores: una bendición para los jóvenes ***

14 Todo esto pone de relieve un modo importantísimo en que los mayores pueden ejercer una influencia positiva en otros siervos de Jehová. Prescindiendo de las limitaciones que les impongan la mala salud y otras circunstancias, las personas de edad avanzada pueden orar por otros. Si usted es una de ellas, ¿se da cuenta de lo mucho que sus oraciones benefician a la congregación? Debido a su fe en la sangre derramada de Cristo, usted disfruta de una buena posición ante Jehová. Además, gracias a su historial de aguante, su fe ha aumentado en calidad al haber sido "probada" (Santiago 1:3; 1 Pedro 1:7). Nunca lo olvide: "El ruego del hombre justo, cuando está en acción, tiene mucho vigor" (Santiago 5:16).

15 Sus oraciones a favor de la obra del Reino de Jehová son necesarias. Algunos de nuestros hermanos están en prisión debido a su neutralidad. Otros han sufrido los embates de desastres naturales, guerras y disturbios civiles. Y hay miembros de nuestras propias congregaciones que afrontan tentaciones u oposición (Mateo 10:35, 36). Los hermanos que encabezan la predicación y los que supervisan las congregaciones también necesitan que usted ore por ellos constantemente (Efesios 6:18, 19; Colosenses 4:2, 3). ¡Qué bueno es que incluya a sus hermanos en sus oraciones, como lo hizo Epafras! (Colosenses 4:12.)

6. ¿Por que mostro Saúl consideracion especial a los quenitas? (1 Sam. 15: 6.) [w05 15/3 pag. 22 parr. 10.]

*** w05 15/3 págs. 22-23 Puntos sobresalientes del libro de Primero de Samuel ***

15:6. ¿Por qué mostró Saúl consideración especial a los quenitas? Los quenitas eran hijos del suegro de Moisés. Ayudaron a los israelitas después de que estos partieron del monte Sinaí (Números 10:29-32). En la tierra de Canaán, los quenitas también moraron por algún tiempo con los hijos de Judá (Jueces 1:16). Aunque posteriormente residieron entre los amalequitas y varios pueblos más, mantuvieron buenas relaciones con Israel. Con razón, pues, Saúl les perdonó la vida a los quenitas.

7. ¿Por que le pregunto el rey Saúl a David: "¿De quién eres hijo, muchacho?"? (1 Sam. 17:58.) [w07 1/8 pag. 31 parrs. 3, 5.]

*** w07 1/8 pág. 31 Preguntas de los lectores ***

Parece ser que cuando interrogó a Abner primero y luego a David, Saúl quería averiguar algo más que el nombre del padre de David. Ahora veía al muchacho desde una perspectiva completamente nueva: una persona de gran fe y valor que acababa de derrotar a Goliat. Por eso quería saber qué clase de hombre lo había criado. Tal vez Saúl tenía la intención de incluir al padre, Jesé, o a otros miembros de la familia en el ejército, ya que estos quizás poseían el mismo valor que David.

De todo esto podemos llegar a la conclusión de que con su pregunta "¿De quién eres hijo, muchacho?", Saúl no quería averiguar quién era David —pues ya lo conocía—, sino que deseaba saber cuáles eran sus antecedentes.

8. ¿Que podemos aprender de la forma en que David manejo un problema serio en Gat? (1 Sam. 21: 12, 13.) [w05 15/3 pag. 24 parr. 4.]

*** w05 15/3 pág. 24 Puntos sobresalientes del libro de Primero de Samuel ***

21:12, 13. Jehová espera que utilicemos nuestras facultades mentales y aptitudes para hacer frente a las situaciones difíciles de la vida. Nos ha proporcionado su Palabra inspirada, que nos da sagacidad, conocimiento y capacidad de pensar (Proverbios 1:4). También contamos con la ayuda de ancianos cristianos nombrados.

9. ¿Como se manifestaron el amor y la humildad de Jonatán cuando tuvo que apoyar y animar a su amigo David? (1 Sam. 23:17.) [lv pag. 28 parr. 10, nota.]

*** lv cap. 3 págs. 28-30 párr. 10 Amemos a quienes Dios ama ***

10 A David y Jonatán les unía el amor a Dios y el firme deseo de ser fieles a él. Ambos tenían en gran estima las cosas espirituales. Además, se admiraban mutuamente por sus buenas cualidades. Sin duda, Jonatán apreciaba la valentía y el fervor de un joven que era capaz de defender el nombre de Jehová sin ningún miedo. Y David no podía menos que valorar la lealtad y obediencia a las disposiciones de Jehová de un hombre de edad madura que, sin pensar en sí mismo, anteponía los intereses de su amigo a los suyos propios. Solo hay que fijarse en lo que ocurrió cuando David atravesaba uno de los peores momentos de su vida, perseguido a muerte por el malvado rey Saúl (el padre de Jonatán) y viviendo como fugitivo. Tanta era la lealtad de Jonatán, que "fue a [donde estaba] David [...] para fortalecerle la mano respecto a Dios" (1 Samuel 23:16). ¡Qué bien tuvo que sentirse David al ver que su mejor amigo acudía a su lado para darle ánimos!

***  Nota ***

En 1 Samuel 23:17 vemos que Jonatán dijo cinco cosas para animar a David: 1) que no debía tener miedo; 2) que los intentos de Saúl fracasarían; 3) que se cumpliría la promesa divina de que David sería rey; 4) que podía contar con toda su lealtad, y 5) que hasta Saúl sabía que él nunca iba a traicionar a su amigo.

10. ¿Que lección aprendemos del encuentro de Saúl con la bruja de En-dor? (1 Sam. 28: 8- 19.) [w05 15/3 pag. 24 parr. 7.]

*** w05 15/3 pág. 24 Puntos sobresalientes del libro de Primero de Samuel ***

28:8-19. Con el objetivo de engañar o perjudicar a la gente, los espíritus inicuos pueden fingir ser cierta persona que ha muerto. Tenemos que abstenernos de toda forma de espiritismo (Deuteronomio 18:10-12).

                                         gomezburgara@hotmail.com

Etiquetas

Macpela.

Macpela.
casa de los patriarcas.

Archivo del blog

Datos personales

Mi foto
Jehová es mi pastor y nada me faltara.