sábado, 12 de enero de 2013

ministerio del reino enero 2013

Reunión de Servicio

Cántico 73

Anuncios

Anuncios
* Publicaciones que se ofrecerán en enero y febrero: utilice uno de los siguientes folletos de 32 páginas: Cuando muere un ser querido, ¿De veras se interesa Dios por nosotros? o Podemos ser amigos de Dios. Al hacer revisitas, presente el libro Enseña o, según las necesidades de la persona, el folleto Escuche a Dios o Escuche a Dios y vivirá para siempre, y procure comenzar un estudio bíblico. Marzo y abril: La Atalaya y ¡Despertad! Al hacer revisitas, presente el libro Enseña o, según las necesidades de la persona, el folleto Escuche a Dios o Escuche a Dios y vivirá para siempre, y procure comenzar un estudio bíblico.
* Durante la segunda mitad del año de servicio 2013, los superintendentes de circuito pronunciarán el discurso público titulado “Buenas noticias para ‘toda nación y tribu y lengua’ ”.
Rasgos sobresalientes del servicio
En todos los territorios que supervisa la sucursal ha sido emocionante ver el crecimiento en las filas de los publicadores y los precursores regulares durante el pasado año de servicio. Por ejemplo, en agosto de 2012 informaron 936.703 publicadores, de los que 130.780 fueron precursores regulares. Esta última cifra representa el 12,7% de aumento con respecto al mismo mes del año anterior. Además, se informaron 39.824 nuevos publicadores, lo que representa un aumento del 4,4%. ¡Qué alegría ver al pueblo de Jehová “intensamente ocupado con la palabra”! (Hech. 18:5.)

10 min. Dé ayuda práctica. Discurso basado en el libro Benefíciese, de la página 188, párrafo 4, a la página 189, párrafo 4. Entreviste brevemente a alguien que pudo progresar gracias a que los demás se preocuparon sinceramente por él.

10 min. ¿Cuál es la lección? Análisis con el auditorio. Tras la lectura de Mateo 4:1-11, pregunte a los presentes cómo pueden ayudarnos estos versículos en el ministerio.

10 min. “Demos ‘testimonio cabal’.” Preguntas y respuestas

Demos “testimonio cabal”
1. ¿Qué buen ejemplo nos dejó Pablo?
1 “Efectúa tu ministerio plenamente.” (2 Tim. 4:5.) El apóstol Pablo no tuvo reparos en decirle estas palabras a Timoteo porque él mismo había dado el ejemplo. De hecho, entre los años 47 y 56 de nuestra era realizó tres expediciones misionales. Además, el libro de Hechos dice en varias ocasiones que Pablo dio “testimonio cabal”, o completo, de las buenas nuevas (Hech. 23:11; 28:23). ¿Cómo podemos nosotros hacer lo mismo?
2. ¿Cómo podemos efectuar por completo nuestro ministerio al predicar de casa en casa?
2 Al predicar de casa en casa. Hay personas que nunca han escuchado el mensaje, pero para conseguirlas tal vez tengamos que predicar en un horario distinto. Y si salimos por las tardes o los fines de semana quizás logremos conversar con los cabezas de familia. Debemos hacer lo posible por hablar con alguien en cada hogar, para lo cual es muy útil apuntar los no en casa y visitarlos a distintas horas. Y si aun así no logramos conseguir a nadie, tal vez podamos llamar por teléfono o dejar una carta.
3. ¿Qué oportunidades tiene usted de predicar en lugares públicos o informalmente?
3 Al predicar en lugares públicos o informalmente. Los testigos de Jehová damos a conocer “la sabiduría verdadera” a todo el que quiera escucharla. A veces, predicamos “en la calle misma” o “en las plazas públicas” (Prov.—1:20, 21). Y tratamos de hacer lo mismo mientras realizamos nuestras tareas cotidianas. Así, podemos decir que estamos “intensamente ocupado[s] con la palabra” y que estamos cumpliendo con el deber de dar un “testimonio cabal” (Hech. 10:42; 17:17; 18:5; 20:20, 21, 24).
4. ¿Cómo nos puede ayudar la oración y la meditación a dar un testimonio cabal?
4 Puede que a veces nos retraigamos de dar el mensaje por timidez o por alguna deficiencia, y no cabe duda de que Jehová comprende esas limitaciones (Sal. 103:14). Sin embargo, cuando eso nos suceda, debemos pedirle en oración valor para hablar (Hech. 4:29, 31). Algo más que nos puede ayudar es meditar en la importancia de las buenas nuevas durante nuestro estudio personal de las Escrituras (Filip. 3:8). De este modo profundizaremos nuestro aprecio por ellas y nos sentiremos impulsados a declararlas con entusiasmo.
5. ¿Qué podemos hacer para contribuir al cumplimiento de la profecía de Joel?
5 El libro de Joel señala que antes de que llegue el gran día inspirador de temor de Jehová, su pueblo va a estar muy ocupado predicando, sin detenerse ante nada (Joel 2:2, 7-9). Así pues, efectuemos plenamente esta labor que nunca jamás se repetirá.


Cántico 92 y oración

Macpela.

Macpela.
casa de los patriarcas.

Archivo del blog

Datos personales

Mi foto
Jehová es mi pastor y nada me faltara.