domingo, 19 de junio de 2016

texto diario del 20 al 25 de junio 2016

Lunes 20 de junio
En buenos pastos las apacentaré (Ezeq. 34:14).
Padres, ¿acaso no quieren hacer eso mismo con sus hijos? Ustedes pueden guiarlos para que sirvan a Jehová y ayudarlos a sentirse como el salmista que escribió: "En hacer tu voluntad, oh Dios mío, me he deleitado, y tu ley está dentro de mis entrañas" (Sal. 40:8). Si sus hijos llegan a sentirse así, de seguro desearán dedicar su vida a Jehová y bautizarse. Pero, claro, para dar ese paso tan importante deben tener cierta madurez y realmente querer servir a Jehová. Ahora bien, ¿y si su hijo no parece estar progresando espiritualmente o hasta cuestiona sus creencias? Pónganse como objetivo inculcarle amor a Jehová y gratitud por todo lo que él ha hecho (Rev. 4:11). Entonces, cuando esté listo para hacerlo, podrá tomar por sí mismo la decisión de servir a Dios. w14 15/9 3:13, 14

Martes 21 de junio
Sean obedientes a los que llevan la delantera entre ustedes (Heb. 13:17).
Los cristianos fieles siempre han seguido con gusto la guía de la organización de Jehová. Quizás al principio no entendamos del todo por qué tenemos que hacer las cosas de cierta manera. Sin embargo, estamos plenamente convencidos de que, cuando colaboramos con Jehová apoyando cualquier cambio que él ve apropiado hacer, salimos ganando. El ejemplo que le dan los ancianos a la congregación demuestra que tienen un enorme deseo de hacer la voluntad de Dios (2 Cor. 1:24; 1 Tes. 5:12, 13). Están dispuestos a trabajar duro y adaptarse a las circunstancias. Prueban con entusiasmo nuevas maneras de predicar el Reino de Dios. Aunque algunos al principio quizás hayan tenido dudas a la hora de organizar la predicación por teléfono, en los puertos o en lugares públicos, pronto han visto los buenos resultados. ¿Estamos deseando probar nuevos métodos de predicación? w14 15/10 3:8, 9

Miércoles 22 de junio
Cesen de mezclarse en la compañía de cualquiera que, llamándose hermano, sea fornicador (1 Cor. 5:11).
Levítico 10:1-11 cuenta la dolorosa experiencia que vivieron Aarón y su familia. Jehová mandó fuego del cielo para acabar con la vida de Nadab y Abihú, dos de los hijos de Aarón, y le dijo a la familia que no diera ninguna muestra de tristeza. ¡Qué difícil debió ser obedecer aquel mandato! ¿Y nosotros? ¿Conservamos nuestra santidad ante Jehová al no buscar la compañía de familiares o amigos expulsados? Puede que hoy en día no tengamos que enfrentarnos a una prueba tan dura como la de Aarón y su familia. Pero ¿qué hay si un familiar nos invita a asistir a una boda en una iglesia o incluso participar en ella? Aunque es cierto que la Biblia no lo prohíbe directamente, sí que contiene principios que nos pueden ayudar a decidir. No queremos ofender a nuestros familiares, así que nos expresaremos con cariño; pero es importante que seamos claros. Y sería bueno hablar del asunto cuanto antes. w14 15/11 3:5-7

Jueves 23 de junio
También subió con ellos una vasta compañía mixta (Éx. 12:38).
Cuando los israelitas salieron de Egipto, no lo hicieron en grupos separados, cada uno por su lado. Y cuando Moisés "extendió su mano sobre el mar" para que Jehová lo abriera, no lo cruzó solo ni con un grupito de israelitas. Como sabemos, el pueblo entero atravesó el mar, gracias a la protección de Jehová (Éx. 14:21, 22, 29, 30). Todos se mantuvieron unidos, incluida la "vasta compañía mixta" de personas que no eran israelitas pero que habían decidido irse con ellos. ¿Verdad que no nos imaginamos a algunos, tal vez un grupo de jóvenes, separarse e irse por otro camino que consideraban mejor? Hacerlo habría sido una locura, pues habrían perdido la protección de Jehová (1 Cor. 10:1). Los cristianos del primer siglo también se destacaron por permanecer unidos (Hech. 2:42). Dicha unidad se vio aún más cuando empezó la persecución y necesitaron cuidarse mutuamente (Hech. 4:23, 24). w14 15/12 3:7, 9

Viernes 24 de junio
La cabeza de todo varón es el Cristo; a su vez, la cabeza de la mujer es el varón (1 Cor. 11:3).
Cuando Pablo hizo esta afirmación, explicó cómo los esposos deben cumplir su función de cabeza y dirigir su matrimonio: igual que Cristo dirigió a sus discípulos. Él jamás fue duro ni cruel. Al contrario, en todo momento fue amable, cariñoso, razonable, apacible y humilde (Mat. 11:28-30). El esposo cristiano no necesita recordarle a su esposa una y otra vez que tiene que respetarlo. Más bien, la trata "con conocimiento", es decir, siendo considerado y comprensivo. Le da "honra como a un vaso más débil, el femenino" (1 Ped. 3:7). Tanto en público como a solas, le habla con respeto y tiene en cuenta sus sentimientos. Le demuestra con sus palabras y hechos lo valiosa que es para él (Prov. 31:28). Cuando dirige su matrimonio de esa forma, se gana el amor y respeto de ella, y Jehová los bendice. w15 15/1 3:7, 8

Sábado 25 de junio
Sus ojos están discurriendo por toda la Tierra para mostrar su fuerza a favor de aquellos cuyo corazón es completo para con él (2 Crón. 16:9).
Para mostrarles su favor, Jehová quiere que sus siervos "busquen lo que es bueno, [...] amen lo que es bueno" y también "[hagan] lo que es bueno" (Amós 5:14, 15; 1 Ped. 3:11, 12). Pensemos, por ejemplo, en cómo trató a las parteras hebreas Sifrá y Puá. Cuando los israelitas eran esclavos en Egipto, el faraón ordenó matar a todos los varones hebreos al nacer, pero aquellas mujeres temieron más a Dios que a él y, obedeciendo a su conciencia, les salvaron la vida a los bebés. Jehová se fijó en lo que hicieron y las recompensó con hijos propios (Éx. 1:15-17, 20, 21). Aunque algunas veces pensemos que nadie se fija en las cosas buenas que hacemos, recordemos que a Jehová no se le escapa nada y que él premiará nuestras buenas obras (Mat. 6:4, 6; 1 Tim. 5:25; Heb. 6:10). w14 15/4 5:17, 18

La hierba verde se ha secado,la flor se ha marchitado,pero en cuanto a la
palabra de nuestro Dios JEHOVÁ,Durara hasta tiempo indefinido. ISAIAS 40;8
http://burgara-despertadatalaya.blogspot.com
http://groups.yahoo.com/group/gb_mp
burgara@itelcel.com

Etiquetas

Macpela.

Macpela.
casa de los patriarcas.

Archivo del blog

Datos personales

Mi foto
Jehová es mi pastor y nada me faltara.