viernes, 6 de abril de 2018

Sábado 7 de abril Tu pueblo se ofrecerá de buena gana (Sal. 110:3).

Sábado 7 de abril

Tu pueblo se ofrecerá de buena gana (Sal. 110:3).
¿Cuál ha sido la postura de los testigos de Jehová respecto a recaudar dinero? Su obra se sostiene con donativos voluntarios (2 Cor. 9:7). En sus Salones del Reino y en sus asambleas no se hacen colectas. En 2015 dedicaron 1.930 millones de horas a predicar las buenas nuevas y a impartir más de 9 millones de cursos bíblicos gratuitos cada mes. Aunque parezca increíble, no cobran nada por hacer esta labor. Además, están encantados de cubrir sus gastos. Un investigador dijo sobre la obra de los Testigos: “Su objetivo principal es predicar y enseñar [...]. No tienen un clero, lo que reduce mucho sus gastos”. Entonces, ¿qué nos motiva a predicar? En pocas palabras, participamos en esta obra de forma voluntaria porque amamos a Jehová y a las personas. Ese espíritu dispuesto cumple las palabras de la profecía del texto de hoy. w16.05 2:9

(Salmo 110:3)  Tu pueblo se ofrecerá de buena gana en el día de tu fuerza militar.En los esplendores de la santidad, desde la matriz del alba,tienes tu compañía de hombres jóvenes justamente como gotas de rocío.
(2 Corintios 9:7)  Que cada uno haga tal como lo ha resuelto en su corazón, no de mala gana ni como obligado, porque Dios ama al dador alegre.


9. ¿Cómo demuestran los testigos de Jehová que predican con el motivo correcto?
¿Cuál ha sido la postura de los testigos de Jehová respecto a recaudar dinero? Su obra se sostiene con donativos voluntarios (2 Cor. 9:7). En sus Salones del Reino y en sus asambleas no se hacen colectas. El año pasado, dedicaron 1.930 millones de horas a predicar las buenas nuevas y a impartir más de 9 millones de cursos bíblicos gratuitos cada mes. Aunque parezca increíble, no cobran nada por hacer esta labor. Además, están encantados de cubrir sus gastos. Un investigador dijo sobre la obra de los Testigos: “Su objetivo principal es predicar y enseñar [...]. No tienen un clero, lo que reduce mucho sus gastos”. Entonces, ¿qué nos motiva a predicar? En pocas palabras, participamos en esta obra de forma voluntaria porque amamos a Jehová y a las personas. Ese espíritu dispuesto cumple las palabras de la profecía del Salmo 110:3 (léalo).

Macpela.

Macpela.
casa de los patriarcas.

Archivo del blog

Datos personales

Mi foto
Jehová es mi pastor y nada me faltara.