jueves, 26 de abril de 2018

Texto Diario jueves, 26 de abril de 2018 El tener la mente puesta en la carne significa muerte (Rom. 8:6).

Texto Diario jueves, 26 de abril de 2018

El tener la mente puesta en la carne significa muerte (Rom. 8:6).
Después de servir varios años a Jehová, un cristiano podría empezar a poner la mente en las cosas de la carne. Claro, no estamos hablando de quien piensa de vez en cuando en la comida, el trabajo, el entretenimiento o incluso el amor romántico. Estas son cosas normales de la vida de cualquier siervo de Dios. Jesús disfrutó de la comida y alimentó a otros. Sabía que era necesario descansar. Y Pablo habló del lugar de las relaciones sexuales en el matrimonio. La palabra griega que usó significa “fijar la mente o el corazón en algo, emplear las facultades para hacer una planificación cuidadosa, y pone el énfasis en la disposición o la actitud que hay detrás”. Quienes viven de acuerdo con la carne dejan que sea principalmente su naturaleza humana imperfecta lo que dirija su vida. Un experto dijo sobre Romanos 8:5 que las personas de esta clase fijan la mente en las cosas de la carne, están profundamente interesadas en ellas, se dedican a ellas y hablan constantemente y disfrutan de ellas. w16.12 2:5, 9, 10

(Romanos 8:6)  Porque el tener la mente puesta en la carne significa muerte, pero el tener la mente puesta en el espíritu significa vida y paz;
(Romanos 8:5)  Porque los que están en conformidad con la carne fijan la mente en las cosas de la carne; pero los que están en conformidad con el espíritu, en las cosas del espíritu.


5. ¿De qué asunto importante habló Pablo en Romanos 8:4-13?
5 (Lea Romanos 8:4-13). El capítulo 8 de Romanos hace un contraste entre quienes andan “en conformidad con la carne” y quienes andan “en conformidad con el espíritu”. Algunos podrían pensar que se está hablando de la diferencia entre los que no están en la verdad y los que sí lo están, entre quienes no son cristianos y quienes sí lo son. Sin embargo, Pablo escribió a “los que están en Roma como amados de Dios, llamados a ser santos” (Rom. 1:7). Por lo tanto, el contraste es entre cristianos que andaban en conformidad con la carne y cristianos que andaban en conformidad con el espíritu. ¿A qué se refería exactamente?


9. ¿A qué no se refiere el apóstol Pablo en Romanos 8:6?
Esta advertencia sigue siendo válida hoy. Después de servir varios años a Jehová, un cristiano podría empezar a poner la mente en las cosas de la carne. Claro, no estamos hablando de quien piensa de vez en cuando en la comida, el trabajo, el entretenimiento o incluso el amor romántico. Estas son cosas normales de la vida de cualquier siervo de Dios. Jesús disfrutó de la comida y alimentó a otros. Sabía que era necesario descansar. Y Pablo habló del lugar de las relaciones sexuales en el matrimonio.
¿Indican nuestras conversaciones que tenemos la mente en las cosas de la carne, o en las del espíritu? (Vea los párrafos 10 y 11).
10. ¿A qué se refiere Romanos 8:5, 6 cuando habla de poner la mente en las cosas de la carne?
10 Entonces, ¿de qué estaba hablando Pablo cuando advirtió sobre “tener la mente puesta en la carne”? La palabra griega que usó significa “fijar la mente o el corazón en algo, emplear las facultades para hacer una planificación cuidadosa, y pone el énfasis en la disposición o la actitud que hay detrás”. Quienes viven de acuerdo con la carne dejan que sea principalmente su naturaleza humana imperfecta lo que dirija su vida. Un experto dijo sobre Romanos 8:5 que las personas de esta clase fijan la mente en las cosas de la carne, están profundamente interesadas en ellas, se dedican a ellas y hablan constantemente y disfrutan de ellas.

Macpela.

Macpela.
casa de los patriarcas.

Archivo del blog

Datos personales

Mi foto
Jehová es mi pastor y nada me faltara.