martes, 10 de abril de 2018

Texto Diario martes, 10 de abril de 2018 ¡Miren! Como el barro en la mano del alfarero, así son ustedes en mi mano (Jer. 18:6).

Texto Diario martes, 10 de abril de 2018

¡Miren! Como el barro en la mano del alfarero, así son ustedes en mi mano (Jer. 18:6).
Para ayudarnos a seguir siendo barro moldeable, Jehová nos da la Biblia, la congregación cristiana y la predicación. De la misma manera que el agua ablanda el barro, leer la Biblia y meditar en ella todos los díaspuede ayudarnos a ser moldeables en las manos de Jehová. Por eso, Dios pedía a los reyes de Israel que escribieran una copia de la Ley y la leyeran a diario (Deut. 17:18, 19). Los apóstoles comprendieron que era vital para su ministerio leer la Palabra de Dios y meditar en ella. Citaron de las Escrituras Hebreas o hicieron referencia a ellas cientos de veces en sus escritos y, cuando predicaban, animaban a la gente a que leyera y meditara en las Escrituras (Hech. 17:11). Hoy también vemos lo importante que es leer cada día la Biblia y meditar profundamente en lo que leemos (1 Tim. 4:15). Esto nos ayudará a ser humildes y moldeables en las manos de Jehová. w16.06 2:10

(Jeremías 18:6)  “‘¿No puedo yo hacer con ustedes justamente como este alfarero, oh casa de Israel? —es la expresión de Jehová—. ¡Miren! Como el barro en la mano del alfarero, así son ustedes en mi mano, oh casa de Israel.
(Deuteronomio 17:18, 19)  Y tiene que suceder que, cuando se siente sobre el trono de su reino, tiene que escribir para sí en un libro una copia de esta ley, de aquella que está a cargo de los sacerdotes, los levitas. 19 ”Y esta tiene que continuar con él, y él tiene que leer en ella todos los días de su vida, a fin de que aprenda a temer a Jehová su Dios para guardar todas las palabras de esta ley y estas disposiciones reglamentarias, por medio de ponerlas por obra;
(Hechos 17:11)  Ahora bien, estos eran de disposición más noble que los de Tesalónica, porque recibieron la palabra con suma prontitud de ánimo, y examinaban con cuidado las Escrituras diariamente en cuanto a si estas cosas eran así.
(1 Timoteo 4:15)  Reflexiona sobre estas cosas; hállate intensamente ocupado en ellas, para que tu adelantamiento sea manifiesto a todos.


10. ¿Qué puede ayudarnos a ser como barro blando en las manos de Jehová?
10 Para ayudarnos a seguir siendo barro moldeable, Jehová nos da la Biblia, la congregación cristiana y la predicación. De la misma manera que el agua ablanda el barro, leer la Biblia y meditar en ella todos los díaspuede ayudarnos a ser moldeables en las manos de Jehová. Por eso, Dios pedía a los reyes de Israel que escribieran una copia de la Ley y la leyeran a diario (Deut. 17:18, 19). Los apóstoles comprendieron que era vital para su ministerio leer la Palabra de Dios y meditar en ella. Citaron de las Escrituras Hebreas o hicieron referencia a ellas cientos de veces en sus escritos y, cuando predicaban, animaban a la gente a que leyera y meditara en las Escrituras (Hech. 17:11). Hoy también vemos lo importante que es leer cada día la Biblia y meditar profundamente en lo que leemos (1 Tim. 4:15). Esto nos ayudará a ser humildes y moldeables en las manos de Jehová.
Aprovechemos lo que Jehová nos da para seguir siendo moldeables.

Macpela.

Macpela.
casa de los patriarcas.

Archivo del blog

Datos personales

Mi foto
Jehová es mi pastor y nada me faltara.