lunes, 2 de julio de 2018

Joven, ¿estás centrado en alcanzar metas espirituales? “Haz rodar sobre Jehová mismo tus obras, y tus planes serán firmemente establecidos” (PROV. 16:3).

Un joven en una estación de autobuses

Joven, ¿estás centrado en alcanzar metas espirituales?

“Haz rodar sobre Jehová mismo tus obras, y tus planes serán firmemente establecidos” (PROV. 16:3).
CANCIONES: 135, 144
1-3. a) ¿En qué situación están todos los jóvenes, y a qué podría compararse? (Mira la imagen del principio). b) ¿Qué pueden hacer los jóvenes cristianos para enfrentar esta situación?
IMAGÍNATE que vas a hacer un largo viaje en autobús para asistir a un evento importante. Cuando llegas a la estación, te abruma la gran cantidad de personas y de autobuses que hay. Pero, como tienes muy claro adónde quieres ir, te diriges al autobús que te llevará allí. Como es obvio, no subirás a un autobús que te lleve a otro lugar.
La vida es como ese viaje, y los jóvenes son como la gente de la estación de autobuses. Como tienen muchas decisiones que tomar en la vida, puede que a veces se sientan abrumados. Pero, si tienen claro adónde quieren ir, será más fácil que tomen las decisiones que los lleven al sitio correcto.
Este artículo animará a los jóvenes a centrarse en agradar a Jehová. Esto implica tomarlo en cuenta en todo aspecto de la vida, como por ejemplo los estudios, el trabajo y la familia. También implica esforzarse por alcanzar metas espirituales. Los jóvenes que se centran en servir a Jehová pueden estar seguros de que él los bendecirá y de que tendrán éxito en la vida (lee Proverbios 16:3).

POR QUÉ DEBES PONERTE METAS ESPIRITUALES

4. ¿Qué veremos en este artículo?
Ponerse metas espirituales es una buena decisión. ¿Por qué? En este artículo, veremos tres razones. Las dos primeras te mostrarán que esforzarte por alcanzar metas espirituales te ayuda a ser mejor amigo de Jehová. Y la tercera te mostrará los beneficios de ponértelas mientras eres joven.
5. ¿Cuál es la primera razón por la que debes ponerte metas espirituales?
La primera razón por la que debes ponerte metas espirituales es para demostrarle a Jehová cuánto le agradeces su amor y todo lo que ha hecho por ti. Un siervo de Dios escribió: “Es bueno dar gracias a Jehová”. Y añadió: “Porque me has regocijado, oh Jehová, a causa de tu actividad; a causa de las obras de tus manos clamo gozosamente” (Sal. 92:1, 4). Joven, piensa en todo lo que Jehová te ha dado: la vida, la oportunidad de conocerlo a él y su verdad, la Biblia, la congregación y una maravillosa esperanza para el futuro. Si pones las cosas espirituales en primer lugar, no solo le mostrarás a Jehová que estás agradecido, sino que te harás mejor amigo de él.
6. a) ¿Qué efecto tienen las metas espirituales en tu amistad con Jehová? b) ¿Qué metas pueden ponerse los niños?
La segunda razón es que, cuando trabajas para alcanzar metas espirituales, haces buenas obras que Jehová ve. Y esto también fortalece tu amistad con él. El apóstol Pablo aseguró lo siguiente: “Dios no es injusto para olvidar la obra de ustedes y el amor que mostraron para con su nombre” (Heb. 6:10). Nadie es demasiado joven para ponerse metas. Fíjate en estos ejemplos. Christine tenía 10 años cuando decidió leer con regularidad las biografías de Testigos fieles. Toby tenía 12 cuando se puso la meta de leer toda la Biblia antes de bautizarse. Maxim tenía 11 años y su hermana Noemi 10 cuando se bautizaron. Entonces, los dos empezaron a trabajar para alcanzar la meta de servir en Betel. Para no olvidarse de ella, pusieron en una pared de su casa una solicitud de Betel. Y, en tu caso, ¿qué tal si piensas en metas que te parezcan importantes y empiezas a trabajar para alcanzarlas? (Lee Filipenses 1:10, 11).
7, 8. a) ¿Por qué podemos decir que ponerte metas te hace más fácil tomar decisiones? b) ¿Por qué decidió una muchacha no ir a la universidad?
Veamos la tercera razón por la que debes ponerte metas. Cuando eres joven, tienes que decidir qué vas a estudiar, dónde vas a trabajar y cosas parecidas. Tomar una decisión es como elegir tu camino cuando llegas a un cruce. Si tienes claro adónde quieres llegar, será más fácil escoger por dónde seguir. De manera parecida, si tienes claras tus metas en la vida, se te hará más fácil tomar decisiones. Proverbios 21:5 dice que, si uno hace planes con diligencia, de seguro tendrá éxito. Mientras más pronto hagas planes y te pongas buenas metas, más pronto recibirás los beneficios. Esto fue lo que le pasó a una muchacha llamada Damaris cuando tuvo que tomar una decisión importante.
Damaris terminó su educación obligatoria con muy buenas notas, y le ofrecieron una beca para estudiar Derecho en la universidad. Pero prefirió trabajar en un banco a tiempo parcial. ¿Por qué? Ella explica: “Siempre tuve claro que quería ser precursora. Y para eso tenía que conseguir un trabajo a tiempo parcial. Si hubiera estudiado Derecho, habría podido ganar mucho dinero, pero habría tenido pocas posibilidades de trabajar a tiempo parcial”. Hoy día, Damaris lleva ya veinte años en el precursorado. ¿Se arrepiente de la decisión que tomó cuando era adolescente? Claro que no. Dice: “En el banco, me relaciono mucho con abogados, que hacen lo que yo haría si hubiera estudiado Derecho. Pero muchos están descontentos con su trabajo. Gracias a que decidí ser precursora, me he ahorrado esa frustración y he disfrutado de todos estos años sirviendo feliz a Jehová”.
9. ¿Por qué merecen nuestros jóvenes que los felicitemos?
En las congregaciones de todo el mundo, hay miles de jóvenes que merecen que los felicitemos porque le sirven a Jehová de corazón y están centrados en sus metas espirituales. Por supuesto, disfrutan de la vida. Pero a la vez aprenden a seguir la guía de Jehová en todo, como por ejemplo los estudios, el trabajo y la familia. El rey Salomón aconsejó que confiemos en Jehová con todo el corazón. Y también dijo: “En todos tus caminos tómalo en cuenta, y él mismo hará derechas tus sendas” (Prov. 3:5, 6). Para Jehová, los jóvenes cristianos son muy valiosos. Él los quiere muchísimo, y por eso los protege, los guía y los bendice.

PREPÁRATE BIEN PARA HABLAR DE JEHOVÁ

10. a) ¿Por qué debe ser la predicación una de tus mayores prioridades? b) ¿Qué te ayudará a tener mejores resultados en la predicación?
10 Si un joven desea centrarse en agradar a Jehová, debe darle atención especial a la predicación. Jesucristo enseñó que esta obra es muy urgente cuando dijo: “Primero tienen que predicarse las buenas nuevas” (Mar. 13:10). Como ves, la predicación debe ser una de tus mayores prioridades. Por eso, ¿has pensado en ponerte la meta de predicar más a menudo o incluso hacer el precursorado? Ahora bien, ¿qué puedes hacer si no disfrutas mucho de la predicación? Y ¿qué te ayudará a tener mejores resultados al hablar de Jehová? Haz estas dos cosas básicas: prepárate bien y no dejes de contarles a los demás lo que sabes. Puede que te sorprendas al ver lo mucho que disfrutas.
Un jovencito se prepara con una hoja de ejercicios para predicarle a un compañero de escuela
¿Cómo te preparas para hablar a otros de Jehová? (Mira los párrafos 11 y 12).
11, 12. a) ¿Qué pueden hacer los jóvenes a fin de estar listos para dar testimonio? b) ¿Cómo aprovechó un joven la oportunidad de hablar de Jehová en la escuela?
11 Para empezar, prueba a prepararte para responder alguna pregunta que pudieran hacerte tus compañeros de escuela, como por qué crees en Dios. El sitio jw.org contiene artículos que ayudan a los jóvenes a dar una respuesta. Entra en la sección ENSEÑANZAS BÍBLICAS > JÓVENES > PONLO POR ESCRITO. Allí encontrarás una hoja de ejercicios titulada “¿Qué razones tengo para creer en Dios?”. Esta hoja te ayudará a preparar la respuesta. Además, te ofrece tres textos que puedes usar durante tu explicación: Hebreos 3:4,Romanos 1:20 y Salmo 139:14. En esta sección, encontrarás otras hojas que puedes utilizar para responder a muchas preguntas más (lee 1 Pedro 3:15).
12 Cuando tengas la oportunidad, diles a tus compañeros que vayan a la página de jw.org. Eso fue lo que hizo Luca un día en que su clase estaba hablando de distintas religiones. Él notó que el libro de texto afirmaba algunas cosas equivocadas sobre los testigos de Jehová.Aunque estaba nervioso, le pidió permiso a la maestra para explicar por qué no era cierto lo que decía el libro. Explicó sus creencias delante de todos y además les mostró nuestro sitio de Internet. La maestra les mandó como tarea ver el video de la pizarra animada Cómo defenderte sin dar un solo golpeLuca estaba muy emocionado por haber podido hablar de Jehová.
13. ¿Por qué no debes desanimarte cuando se te presenten problemas?
13 No te desanimes si en el viaje de la vida se te presentan problemas para alcanzar tus metas. Sigue luchando por ellas (2 Tim. 4:2). Eso fue lo que hizo Katharina. Cuando tenía 17 años, se puso el objetivo de predicarles a todos sus compañeros de trabajo. Uno de ellos la insultó varias veces, pero ella no se dejó intimidar. Su buena conducta dejó impresionado a un compañero llamado Hans. Como resultado, este empezó a leer nuestras publicaciones, recibió un curso de la Biblia y se bautizó. Katharina no supo nada de esto porque se había mudado. Trece años después, estaba en el Salón del Reino con su familia y se llevó la sorpresa de ver que era Hans quien iba a dar el discurso público. Y todo gracias a que ella nunca renunció a su meta de predicarles a sus compañeros.

NO TE DISTRAIGAS

14, 15. a) ¿Qué debes tener presente cuando otros te presionen? b) ¿Qué puedes hacer para enfrentar la presión de otras personas?
14 Hasta ahora, este artículo te ha animado a que centres tu vida en agradar a Jehová y a que te pongas metas espirituales. Puede que otros jóvenes de tu edad siempre estén divirtiéndose y te inviten a hacer lo mismo que ellos. Tarde o temprano, tendrás que demostrar si de verdad estás decidido a alcanzar tus metas. No dejes que la presión de los demás te distraiga. Piensa en el ejemplo de la estación de autobuses. Está claro que nadie se subiría a un autobús solo porque le parece que los pasajeros se están divirtiendo.
15 Hay varias cosas que puedes hacer para enfrentar la presión de otros chicos de tu edad. Por ejemplo, evita las situaciones en las que sabes que pueden surgir tentaciones (Prov. 22:3). Y piensa en las terribles consecuencias de que hicieras cosas malas (Gál. 6:7). Otra cosa que también te ayudará es reconocer que necesitas la ayuda de otras personas. Si eres humilde, aceptarás con gusto los consejos que te den tus padres y otros cristianos con experiencia (lee 1 Pedro 5:5, 6).
16. Cuenta una experiencia que demuestra por qué es importante ser humilde.
16 Veamos el caso de un joven llamado Christoph, que fue humilde y aceptó los consejos que recibió. Poco después de bautizarse, empezó a ir a un gimnasio. Allí, otros jóvenes lo invitaron a inscribirse en su club deportivo. Él se lo contó a un anciano, y este le sugirió que antes de decidir pensara en los peligros, como el de volverse competitivo. Aun así, Christoph se apuntó. Con el tiempo, se dio cuenta de que el deporte que practicaba en el club era violento e incluso peligroso. Habló del tema con varios ancianos, y todos le dieron consejos bíblicos. Él dice: “Jehová me envió hermanos para que me dieran buenos consejos. Aunque tardé un tiempo, al final le hice caso”. ¿Tienes tú la humildad necesaria para aceptar consejos?
17, 18. a) ¿Qué quiere Jehová para los jóvenes? b) ¿Qué puedes hacer para no lamentar las decisiones que tomes ahora que eres joven? Menciona un ejemplo.
17 Jehová te dice: “Regocíjate, joven, en tu juventud, y hágate bien tu corazón en los días de tu mocedad” (Ecl. 11:9). Él quiere que seas feliz. En este artículo, hemos visto que una manera de lograrlo es centrándote en metas espirituales y tomando en cuenta a Jehová en todos tus planes. Mientras más temprano en la vida hagas esto, más pronto verás cómo Jehová te guía, te protege y te bendice. Piensa en todos los buenos consejos que te da en la Biblia y obedece estas palabras: “Acuérdate, ahora, de tu Magnífico Creador en los días de tu juventud” (Ecl. 12:1, nota).
18 La juventud no dura para siempre. Antes de que te des cuenta, serás adulto. Por desgracia, muchos adultos lamentan haberse puesto metas equivocadas o no haberse puesto ninguna, que es igual de frustrante. Pero los jóvenes que viven centrados en alcanzar metas espirituales se sentirán muy satisfechos cuando sean adultos. Así es como se siente ahora Mirjana. Cuando era adolescente, era tan buena deportista que la invitaron a participar en los Juegos Olímpicos de Invierno. Pero ella prefirió servir a Dios a tiempo completo. Han pasado más de treinta años, y sigue en el servicio de tiempo completo junto con su esposo. Ella dice: “Hacerse famosa, tener poder y ganar mucho dinero son metas que duran poco y no valen la pena. Lo que sí vale la pena es servir a Dios y poner nuestro granito de arena para ayudar a otros a conocerlo”.
19. ¿Cuáles son los beneficios de que te pongas metas espirituales?
19 Los jóvenes que sirven a Dios merecen que los felicitemos por centrar su vida en servir a Jehová a pesar de las dificultades que enfrentan. Se esfuerzan por alcanzar metas espirituales, por darle prioridad a la predicación y por no dejar que este mundo los distraiga. Joven, puedes estar seguro de que tus esfuerzos no son en vano y de que cuentas con el cariño y apoyo de tus hermanos. Si tomas en cuenta a Jehová en tus planes, te irá bien en la vida.

Macpela.

Macpela.
casa de los patriarcas.

Archivo del blog

Datos personales

Mi foto
Jehová es mi pastor y nada me faltara.